El Corte Inglés y los sindicatos firman el ERE para 3.292 trabajadores

Los grandes almacenes llegan a un acuerdo con la plantilla tras ofrecer 33 días por año trabajado hasta un máximo de 24 mensualidades, exactamente las mismas condiciones que el ERE de Dia de 2019

Una trabajadora de El Corte Inglés de Córdoba, durante la pasada primavera. EFE/Salas

Una trabajadora de El Corte Inglés de Córdoba, durante la pasada primavera. EFE/Salas

El Corte Inglés sella con los sindicatos el expediente de regulación de empleo (ERE) que presentó a finales de febrero. Tras varias semanas de conversaciones, la compañía aceptó las demandas de los representantes de la plantilla y este martes elevó su oferta hasta los 33 días por año trabajado y un máximo de 24 mensualidades, exactamente las mismas condiciones que ofrecieron los supermercados Dia en 2019. La cifra final de empleados que la compañía pretende afectar es de 3.292.

En un comunicado conjunto, las cuatro organizaciones sindicales presentes en la mesa de negociación —Fasga, Fetico, UGT y CCOO— explicaron que la dimensión del ajuste caerá hasta los aproximadamente 2.800 trabajadores si no se consigue llenar el cupo a base de bajas voluntarias.

La empresa que preside Marta Álvarez también aceptó elevar el pago de las primas a aquellos que se acojan voluntariamente al plan. Los que hayan trabajado entre 5 y 10 años en la empresa recibirán el 5% de su salario bruto. La cifra subirá hasta el 10% para los que tengan entre 10 y 15 años de antigüedad y hasta el 20% para los que superen los 15 años en los grandes almacenes.

Otra de las metas alcanzadas por los representantes de la plantilla es que se pueda adscribir al ERE todo el personal y no solo los de los centros y áreas afectadas por la restructuración. Además, El Corte Inglés contratará a LHH y Manpower para que dirijan el plan de recolocación de plantilla. Aseguran más del 85% de éxito.

“La posición de Fasga, Fetico, UGT y CCOO ha hecho que el acuerdo de reorganización tenga una adscripción preferentemente voluntaria y esté abierto a toda la empresa, con unas condiciones económicas atractivas y que, sin lugar a dudas, fortalecerá el presente y el futuro del empleo en la compañía”, celebraron los sindicatos.

El espejo del ERE de Dia

Como ya explicó Economía Digital, en el gigante de la distribución se tomó como referencia el ERE que los supermercados Dia aplicaron en 2019. En plena reestructuración de tiendas, los supermercados controlados por el magnate Mikhail Fridman aprobaron un plan de 1.604 despidos apoyado por los sindicatos mayoritarios, Fetico y UGT, y solamente rechazado por CCOO.

La cotizada española indemnizó a los trabajadores con 33 días por año trabajado hasta un máximo de 24 mensualidades. Exactamente la misma cantidad acordada en la mesa de negociación actual. Además, abrió la puerta a recolocar parte de la plantilla a nuevos puestos dentro de la propia empresa.