La Justicia frena la opa hostil de Veolia por Suez

El Tribunal de Comercio de Nanterre ordena la detención de la oferta pública de adquisición

La justicia para los pies a Veolia en su ofensiva por hacerse con Suez, propietario de Agbar. El Tribunal de Comercio de Nanterre ha ordenado este lunes la detención de la oferta pública de adquisición (opa) que Veolia lanzó a Suez por ir en contra de sus compromisos. El Gobierno francés anunció que va a llevar la oferta ante la Autoridad de Mercados Financieros (AMF).

“El Tribunal de Comercio de Nanterre ha prohibido a Veolia depositar su oferta pública hostil, anunciada el 7 de febrero, tras la tentativa de Veolia de violar su compromiso amistoso”, indicó Suez en un comunicado a primera hora de este lunes. El grupo catalán La Caixa tiene el 5,9% de Suez.

La empresa de tratamiento de aguas y de desechos anunció la pasada noche su intención de presentar una opa al 70,1 % del capital de su competidora, Suez, que no posee. El precio ofertado era de 18 euros por acción.

Suez criticó poco después una proposición que va en contra de los compromisos a los que habían llegado entre ambas.

Reacción del Gobierno de Francia

El Gobierno de Francia ha salido al paso para defender a una empresa que considera estratégica. El ministro de Finanzas, Bruno Le Maire, reaccionó y aseguró que llevarán la decisión de la empresa ante la Autoridad de Mercados Financieros.

Durante su intervención en la emisora Europe 1, el titular de Finanzas ha afirmado que “esta oferta no es amistosa y va en contra de los compromisos asumidos por Veolia”.

Le Maire ha ido más allá y se ha referido a que la propuesta de Veolia “también plantea dudas de transparencia. ¿Por qué se ha presentado esta oferta?”.

El historial de desencuentros

Veolia compró en octubre el 29,9 % del capital de Suez en octubre del pasado año.  Engie, empresa energética francesa controlada por el gobierno, aceptó vender su participación de control en Suez por 3.400 millones de euros.

La operación llegó tras más de un mes de desacuerdos y críticas cruzadas entre las empresas. Sin embargo, Suez se oponía a esta adquisición porque, en su opinión, le causará daños industriales y de empleo.

Veolia, por su parte, ha visto cómo Suez ha frenado en los últimos meses todos los intentos amables de iniciar su objetivo y hacerse con la integralidad de la empresa.

Según la prensa nacional, el Tribunal ha fijado una audiencia entre las partes el próximo 18 de febrero.