stop

Las diferencias en el coste de la matrícula puede triplicarse entre las comunidades autónomas

Barcelona, 27 de agosto de 2017 (16:45 CET)

Tan sólo tres de cada diez alumnos universitarios en España perciben algún tipo de prestación o ayuda económica para afrontar el pago de sus estudios superiores. Este dato, extraído de un estudio de CC.OO., sitúa a España al tope de la lista de países donde la mayoría de estudiantes abonan el importe total de la matrícula universitaria.

Si a este hecho se le suma que las carreras de grado y los estudios de máster se encuentran entre los más caros de la Unión Europea, se plantea un escenario en el que muchas familias deben recurrir a sus ahorros o tienen que pedir un préstamo para costear el pago de la universidad.

Cuánto cuestan las matrículas universitarias

España está en el octavo lugar entre los países con los estudios de grado superior más caros. Mientras que un universitario español paga de media 1.110 euros por la matrícula, a un alemán le cuesta 50 euros. Una diferencia que todavía es más impactante si se compara con los precios de países nórdicos como Finlandia o Noruega, donde las matrículas son gratuitas.

Matrículas universitarias: en España se paga una media de 1.100 euros al año, y en Alemania sólo 50

Además, dentro del país hay diferencias abismales en el importe de la matrícula entre las diferentes comunidades autónomas. Galicia es la comunidad en la que las matrículas son más baratas con un coste medio de 836 euros, y Cataluña es donde se encuentran los importes más elevados, con una matrícula media de 2.372 euros.

A falta de beca, ¿bueno es un préstamo?

El 70 % de los estudiantes que no reciben becas deben recurrir a los ahorros familiares, compaginar el trabajo con los estudios o solicitar un préstamo personal.

Si la opción elegida es la última, cabe analizar el panorama crediticio actual y consultar el coste y las condiciones de varios préstamos para financiar los estudios. Lo más importante a la hora de buscar financiación es tener en cuenta “letra pequeña” y no quedarse sólo con el interés, por lo que si quiere pagar menos, se deberán buscar préstamos sin comisiones ni vinculación.

Una de las mejores opciones de financiación actuales es el Crédito Proyecto Estudios de Cofidis. Con un interés desde el 4,95 % TIN, permite conseguir desde 4.000 hasta 15.000 euros a devolver en un plazo máximo de seis años. Este préstamo personal está libre de comisiones y de vinculación, por lo que no penaliza económicamente la amortización anticipada de capital o la apertura y estudio del crédito.

Otro crédito sin comisiones y sin productos vinculados que se encuentra en el mercado financiero es el Préstamo Naranja de ING. Con un interés desde el 5,95 % TIN, permite solicitar hasta 60.000 euros a devolver en un plazo máximo de siete años. Además de estar libre de comisiones, su contratación es online, por lo que el proceso de concesión es más ágil y rápido. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad