stop

Caixabank ofrece acortar el horario de tarde, complementos salariales y 450 contrataciones para convencer a los sindicatos

Barcelona, 17 de marzo de 2017 (05:00 CET)

Caixabank está cambiando su modelo de oficinas. No dejará de tener la capilaridad que le caracteriza, y que le convierte en el banco con la red más extensa de España. Pero está virando hacia un modelo mixto, compatibilizando esta gran implantación con nuevas oficinas más grandes, con servicio personalizado y horario extendido. Pero tiene un escollo: el cambio de jornada le obliga a pactar con los sindicatos, y las posiciones están todavía muy alejadas.

Después de un parón de más de dos meses, el banco dirigido por Gonzalo Gortázar y los representantes de la plantilla han retomado en marzo las negociaciones sobre las condiciones laborales de los trabajadores de las oficinas Store. Caixabank se ha propuesto abrir 450 de estas grandes oficinas antes de 2018. Por ahora tiene unas 80, pero más de la mitad operan sólo por la mañana, con el horario habitual de banca.

Para que todas puedan trabajar en horario ininterrumpido de mañana y tarde, y puedan seguir abriéndose nuevas oficinas A y Store –son el mismo concepto, la única diferencia es de metros cuadrados–, necesitan un acuerdo con los sindicatos. CCOO y UGT piden más complementos salariales, que se minimicen las horas de trabajo por la tarde y que tanto los traslados como trabajar por la tarde sea voluntario.

Caixabank necesita un acuerdo con los sindicatos para abrir todas las Store por la tarde

Ambas partes reiniciaron las negociaciones hace dos semanas y este jueves se han reunido por tercera vez este mes. Caixabank ha puesto sobre la mesa complementos salariales, fijar que cada empleado trabaje dos tardes a la semana de media –hasta ahora proponía tres, y actualmente ya trabaja una– y contratar a 450 personas para reforzar las plantillas en estas oficinas.

Los sindicatos consideran estas propuestas todavía insuficientes. Podrían aceptar trabajar dos tardes a la semana, siempre que se respete la voluntariedad, pero consideran que los pluses no compensan. Respecto a las contrataciones, las ven insuficientes, ya que calculan que se necesitan 7.000 empleados para las 450 oficinas, y que ni habrá tantos voluntarios ni hay vacantes suficientes en el banco.

Además, el horario será más reducido del inicialmente planteado. Las 33 oficinas Store que abren ininterrumpidamente hacen un horario de 8 de la mañana a 8 de la tarde. Ahora Caixabank plantea que cierren una hora y media antes y que no abran el viernes por la tarde.

El banco ha abierto 80 oficinas A y Store, pero menos de la mitad hacen horario completo

Las negociaciones continuarán la próxima semana. El banco quiere cerrar cuanto antes un acuerdo que allane el camino a la implantación de un tipo de oficinas del que la entidad está muy orgullosa. Fuentes de Caixabank aseguraron a Economía Digital que las conversaciones no frenan las aperturas. No obstante, con horario completo sólo tiene 33 de las 80 Store abiertas, y está lejos todavía de las 250 previstas para finales de este año.

Caixabank inició este modelo en 2013 con las oficinas A, de las que las Store son una evolución. De unos 500 metros cuadrados, estas macrooficinas prescinden de la típica ventanilla o mostrador, sino que disponen de mesas separadas repartidas por toda la oficina. Cuando el cliente entra en la sucursal, un empleado le recibe en la puerta y le atiende.

Las oficinas Store son actualmente la gran apuesta comercial del banco presidido por Jordi Gual. En ellas trabajan entre 15 y 20 personas de media. Quizá la joya de la corona será la que abrirán en la Diagonal de Barcelona, junto a Paseo de Gracia. En los bajos y el primer piso de la sede de la Cámara de Comercio de Barcelona, Caixabank tendrá un local de 2.000 metros cuadrados que, además de banca para empresas, también tendrá una parte de Store.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad