El ministro de Seguridad Social, Inclusión y Migraciones, José Luis Escrivá Belmonte, tras recibir su cartera de manos de la ministra saliente, Magdalena Valerio. Foto: EFE/ Fernando Alvarado

El Gobierno acotará las prejubilaciones y el ahorro para la jubilación

stop

El Gobierno pretende reducir las ventajas fiscales de los planes de pensiones privados en pleno proceso de envejecimiento de la población

Economía Digital

El ministro de Seguridad Social, Inclusión y Migraciones, José Luis Escrivá Belmonte, tras recibir su cartera de manos de la ministra saliente, Magdalena Valerio. Foto: EFE/ Fernando Alvarado

05 de marzo de 2020 (12:46 CET)

El ministro de Inclusión y Seguridad Social, José Luis Escrivá, ha anunciado que se van a revisar las fórmulas de jubilación anticipada voluntaria para "desincentivarlas" y a impulsar los planes de pensiones de empresa, con una mejora de su fiscalidad en detrimento de la de los planes privados, según recoge EFE. Este paso limitaría la capacidad de los ahorradores españoles de acumular capital para su jubilación, si no forman parte de una empresa que cuente con un plan de empleo; una forma de retribución más común entre las grandes que entre las pequeñas empresas.

Respecto a las prejubilaciones, que el ministro ya cuestionaba cuando era presidente de la AiREF, limitaría iniciativas como las que pusieron en marcha el año pasado empresas como Banco Santander, Caixabank o Telefónica, que impulsaron prejubilaciones como base de sus importantísimas reducción de plantilla. En concreto, la AiREF entendía que era uno de los problemas que no estaba retrasando la edad real de jubilación.

Durante su comparecencia en la Comisión de Seguimiento y Evaluación de los Acuerdos del Pacto de Toledo del Congreso, Escrivá ha señalado estas medidas, junto a la revisión e impulso de los incentivos para los que decidan retrasar su jubilación, como "principales líneas" de su ministerio durante la legislatura. "Son palancas de actuación siempre en el marco del Pacto de Toledo", ha subrayado Escrivá, que ha reiterado la solvencia de la Seguridad Social y ha defendido que el aumento del gasto por el envejecimiento de la población es "manejable" con instrumentos adecuados.

La desgravación máxima individual en planes de pensiones es de 8.000 euros al año. Su eliminación es controvertida, ya que era el único estímulo de ahorro individual de cara a la jubilación que existe y España se encuentra en un periodo de envejecimiento de la población, que hace prever que las pensiones futuras serán más reducidas que las actuales.

Un paso atrás muy significativo

Durante años se ha puesto sobre la mesa la necesidad de concienciar a los españoles de que ahorraran de cara a la jubilación y como complemento para la futura pensión. En este sentido, se barajaron varias ideas, entre ellas la de crear un fondo económico de ahorro, que pudiera gestionarse de forma autónoma. Por el momento, estas ideas parecen aparcadas, ante la necesidad del gobierno de recaudar más impuestos.

 

 

Hemeroteca

Pensiones
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad