Los valencianos castigarían al PP con una izquierda que pisa fuerte

stop

Los 'populares' obtendrían 35 y 37 escaños, muy por debajo de los 55 de las elecciones anteriores

Alberto Fabra, Mariano Rajoy y Rita Barberá

en Valencia, 24 de mayo de 2015 (21:26 CET)

El PP ganaría las elecciones autonómicas en la Comunitat Valenciana, pero se quedaría muy lejos del resultado obtenido en 2011. Los valencianos castigarían así a los populares y favorecerían a otras formaciones como Ciudadanos, Compromís y Podemos.

Esquerra Unida, sin embargo, se quedaría sin representación, según el sondeo a pie de urna encargado por la Generalitat. Se daría un empate técnico si se unieran PP y Ciudadanos, por un lado, y las fuerzas de izquierda, por otro.

En concreto, y según estos primeros resultados, el PP que lidera Alberto Fabra pasaría de 55 escaños en 2011 a entre 35 y 37 --unos 20 menos--; el PSPV de Ximo Puig obtendría entre 22 y 23, frente a los 33 de las pasadas autonómicas --11 menos--; EUPV perdería sus cinco diputados actuales al obtener un porcentaje de voto del 3,8%; Compromís, liderado por Mónica Oltra, pasaría de seis a entre 15 y 16 --nueve más--; Ciudadanos, que encabeza Cerolina Punset, entre 13 y 14; y Podemos, con Antonio Montiel, entre 12 y 13.

Por provincias, en Valencia Rita Barberá perdería la mayoría absoluta. El PP obtendría entre 14 y 15 escaños, frente a los 22 de 2011; el PSPV ocho, frente a los 12 de las elecciones anteriores; Compromís entre ocho y nueve, frente a los cuatro de 2011; Ciudadanos, cinco; y Podemos, entre cuatro y cinco.

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad