Ramon Canela entra en campaña

stop

17 de mayo de 2011 (19:16 CET)

El propietario de la cadena de gimnasios DiR, ha entrado en campaña. Ramon Canela no ha dudado en aprovechar el actual momento electoral para invitar a sus clientes a la reflexión a través de las revistas que edita y que distribuye entre los más de 80.000 socios de sus centros.

Con “el dinero público” como hilo conductor, dedica un contundente editorial contra los ayuntamientos que han cedido la gestión de instalaciones deportivas a empresas que se benefician, según Canela, de los presupuestos municipales para competir con otras que, como la suya, arriesgan sus propios recursos para expandirse.

Canela cita varios ejemplos, pero centra sus críticas contra dos ayuntamientos, ambos gobernados por el PSC. Es el caso de Rubí (Vallès Occidental) que ha concedido a Duet la explotación de un gimnasio con dos piscinas a 600 metros de DiR Sant Cugat y el de Santa Coloma de Gramenet (Barcelonès), ciudad que construirá un centro en les Cotxeres de Borbó. Esta nueva instalación también la gestionará Ubae, aunque dos terceras partes de la construcción las sufragará el erario municipal.

Canela se pregunta “¿Cómo es posible que se aporten siete millones de euros de dinero público -en el caso de Santa Coloma-, o no se pague el alquiler mensual de suelo público en forma de canon y, además, los ciudadanos tengan que pagar precios de mercado?”.

Una larga guerra


Este artículo editorial es además el siguiente capítulo de la pequeña batalla que DiR mantiene viva contra Duet. Canela aprovecha cualquier oportunidad para recordar que los impulsores de esa cadena son personas vinculadas con la antigua área de deportes del Ayuntamiento de Barcelona. Es decir, “Truñó, Segura, Lahosa y, hasta hace poco, alguien más vinculado al “caso Pretoria” de Santa Coloma de Gramanet”, como explica él mismo a sus clientes. Los desencuentros con Ubae vienen de lejos y le han costado a Canela el bloqueo provisional de préstamos del Institut Català de Finances.

Este alegato contra las concesiones privadas -DiR no se ha presentado a ningún concurso público- estaría motivado también por la fuga de clientes que el nuevo gimnasio de Duet en Rubí habría causado en DiR Sant Cugat. Según ha podido saber Economía Digital, Canela ya estaría cuantificando este impacto.

A pesar del malestar que la operativa de estos ayuntamientos ha causado en el seno de DiR, el grupo empresarial de momento no contempla acciones concretas. Es más, oficialmente la pérdida de clientes en Sant Cugat, de momento, se atribuye a la rotación de este tipo de instalaciones.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad