Albert Rivera: "Ni queremos ni 'podemos' resignarnos como españoles"

stop

REGENERACIÓN ECONÓMICA

Albert Rivera, el líder de Ciudadanos, en Teatro Goya de Madrid

Barcelona, 07 de abril de 2015 (21:07 CET)

Con muy poca voz, cansado, porque lleva meses trotando por España para organizar el partido, Albert Rivera ha querido ofrecer un tercer proyecto político que se aleje de "los gritos" y de la batalla sólo por el poder. En un acto con propuestas concretas, sobre cómo lograr que las empresas sean más innovadoras, y ganen tamaño, junto con el economista Luis Garicano, Rivera ha querido también reivindicar su espacio.

Tras las críticas del propio presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y del líder de Podemos, Pablo Iglesias, que no contaban con la irrupción de Ciudadanos, Rivera no se ha arrugado: "Ni queremos ni 'podemos' resignarnos como españoles", ha asegurado, en una alusión a la formación de Iglesias, con la idea de que Ciudadanos "no es sólo un partido, es un proyecto para toda España, para que pueda competir con los mejores países".

Contra el populismo y el electoralismo

Rivera ha cerrado el acto en el Teatro Goya de Madrid, con el aforo completo, y la presencia de la plana mayor del partido. A todos ellos, profesionales jóvenes y de mediana edad, en su mayoría, Albert Rivera les ha planteado que Ciudadanos quiere echar un pulso "al populismo, y al electoralismo de los que gobiernan con las calculadoras de las encuestas, que no parece que les vayan demasiado bien".

Las referencias están claras. Ciudadanos está en el ojo del huracán. Pablo Iglesias aseguró este lunes que su intención es cambiar la situación política, frente al PP, y que Ciudadanos se presenta, a su juicio, como "un recambio" de lo mismo, es decir, del propio PP. Y Rivera ha querido responder a todos fijando su posición.

"Es legítimo soñar"

Las alusiones han sido constantes. "Entre Venezuela y Dinamarca, nos quedamos con Dinamarca", ha asegurado, mencionando uno de los capítulos del libro de Luis Garicano, El Dilema de España. Pero el líder de Ciudadanos ha querido ser conciliador, al entender que será necesario "el diálogo", y que los españoles tendrán, a partir de ahora, más opciones para elegir.

"Es legítimo resignarse, pero también es legítimo soñar", ha asegurado, con la idea de que Ciudadanos podría ganar las elecciones para aplicar sus propuestas.

El objetivo de Ciudadanos, según Rivera, es que los españoles puedan optar en función de las propuestas que cada partido realice, "sin gritos y sin luchas", y ofrecer a los ciudadanos toda la información. "Dicen que no se puede ganar así, ofreciendo el contraste de proyectos, pero Ciudadanos ha pasado del 3% de intención directa, según los sondeos, al 18%, y eso puede querer decir que los españoles valoran esta nueva forma de hacer política".

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad