Antón Costas: ''No hay democracia sin legalidad''

stop

El expresidente del Círculo de Economía dijo que la deriva independentista de Mas se produjo como una estrategia para no dimitir tras las elecciones de 2012, y afirmó que el movimiento soberanista creció por la decepción en la política de las últimas décadas

Antón Costas, en la sede del Círculo de Economía./ED

Barcelona, 26 de febrero de 2017 (19:00 CET)

El expresidente del Círculo de Economía, Antón Costas, cree que la deriva soberanista es fruto de la indignación con la clase política, que con diferentes matices, también se refleja en Francia, Gran Bretaña, Alemania o Estados Unidos. En el caso de España, "el malestar social de los indignados se orientó hacia Podemos, mientras que en Cataluña derivó en el independentismo", dijo en el programa Converses (COPE).

Costas también va un poco más atrás en el tiempo para explicar el conflicto político catalán: dijo que el soberanismo tiene sus raíces en un "exceso de expectativas" en la política de los años 80 y 90. "¿El independentismo era una opción del nacionalismo histórico catalán, de Convergència, o nació de grupos de izquierda como el PSUC, que vuelven a la política a través de la Asamblea Nacional Catalana y toman la bandera de la independencia?", se preguntó.

En la entrevista, el catedrático de política económica considera que el giro independentista de Artur Mas responde a una estrategia de salvataje político: "Mas viró a estas posiciones después de su derrota en las elecciones anticipadas del 2012. Una opción era dimitir porque los ciudadanos catalanes no le apoyaron, pero prefirió llevar a su partido al soberanismo", dijo.

Además, el extitular del Círculo dijo que "no puede haber democracia sin legalidad", y puntualizó que en la separación de estos conceptos, "hay una deriva peligrosa que, históricamente, una parte de la izquierda no ha abordado bien".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad