La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, durante la primera reunión del nuevo Ejecutivo autonómico de coalición del PP y Ciudadanos tras la toma de posesión de los consejeros, el 20 de agosto de 2019. Foto: EFE/CM

Ayuso y Feijóo siguen los pasos de Torra: reclaman 2.000M a Sánchez

stop

La Comunidad de Madrid y Galicia pasan una factura millonaria al Gobierno de Sánchez, que señala que para pagar necesita gobernar

Alessandro Solís

Economía Digital

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, durante la primera reunión del nuevo Ejecutivo autonómico de coalición del PP y Ciudadanos tras la toma de posesión de los consejeros, el 20 de agosto de 2019. Foto: EFE/CM

Barcelona, 22 de agosto de 2019 (16:42 CET)

La Comunidad de Madrid también reclama al Gobierno de Pedro Sánchez los 1.237 millones de euros pendientes de la financiación autonómica, a los que se suma también una factura de 700 millones de Galicia, todo un día después de que el govern de Quim Torra anunció un recurso contencioso administrativo para exigir los más de 1.300 millones que asegura que la Administración le debe en concepto de incremento de recaudación fiscal y de devolución del IVA de 2017.

La autonomía de la capitalidad, presidida a partir de esta semana por Isabel Díaz Ayuso, se ha desmarcado sin embargo de Torra. La comunidad no reclamará el dinero "de la mano de la Generalitat de Cataluña, de quienes quieren destruir España", afirmó este jueves el nuevo consejero de Hacienda madrileño, Javier Fernández-Lasquetty. Madrid "seguirá reclamando al Gobierno la financiación ordinaria que debería estar llegando a todas las comunidades autónomas", añadió.

Por su parte, la Xunta, presidida por el también popular Alberto Núñez Feijóo, ha amenazado este jueves con llevar los impagos de Sánchez a los tribunales. El viceportavoz del PP de Galicia, Miguel Tellado, no descartó "hacer un frente común de comunidades autónomas", aunque matizó que "no se trata de sumarse" y que "cada comunidad autónoma tiene su propia iniciativa", desmarcándose indirectamente de la propuesta del govern de Torra de que las autonomías cobren juntas.

No obstante, también hay hasta cinco comunidades autónomas que han rechazado denunciar al Gobierno: Valencia, Andalucía, Murcia, Extremadura y Castilla-La Mancha, según informó La Vanguardia. Dos de estos gobiernos autonómicos tienen presidentes del PP (Murcia y Andalucía), y los demás son del PSOE. Pero todas comparten el rechazo a la iniciativa anunciada el miércoles por el vicepresidente catalán Pere Aragonès, señalando algunos que no la consideran la mejor vía.

No solo Torra: las comunidades alzan la voz por la financiación

El consejero de Hacienda de Madrid confirmó este jueves que la Comunidad ha reclamado ya por carta al presidente en funciones que salde los impagos. Su reclamo versa sobre la financiación ordinaria que correspondía a Madrid este año pero que aún no ha llegado, pero también lanzó duras críticas contra Torra: "Los mismos independentistas que reniegan de los tribunales, están ahora recurriendo a ellos para que les den su dinero", dijo Fernández-Lasquetty.

Por su parte, los gallegos subrayan que ellos fueron "los primeros" en hacer esta reclamación y avisaron a Sánchez que el Ejecutivo de Feijóo "no va a renunciar a ninguna vía", tampoco la judicial, para exigir los 700 millones que el Ejecutivo le adeuda a la comunidad. Tellado acusó al Gobierno de crear un "problema sin precedentes" y exigió la "transferencia urgente" del dinero, que sería utilizado para financiar servicios públicos como la sanidad, la educación y los servicios sociales.

Al otro lado de la balanza, el presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, comentó que no sabía si la vía judicial "es la correcta" para abordar la financiación autonómica y aseguró que la Comunitat se opta por "el diálogo y por la solución más que hacer partidismo y confrontación". "Debe haber un gobierno que tenga competencias y capacidad para poder sustentar una financiación justa. Y para eso es bastante importante que haya un gobierno, no un gobierno en funciones", añadió.

En ese sentido, ya el miércoles la ministra de Hacienda en funciones, María Jesús Montero, recordó a Torra que mientras no haya Gobierno no se podrá dar respuesta a las cuentas pendientes de las comunidades. "El Gobierno entiende que hay que actualizar las entregas a cuenta y así lo incluyeron los Presupuestos, pero para eso hace falta que haya Gobierno", dijo, y apostilló: "La postura es la misma, anuncie lo que anuncie la Generalitat".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad