Contra la prima de riesgo, Corredor Mediterráneo

stop

EMPRESARIOS

Josep Piqué, en la izquierda, y Vicente Boluda, en el centro, este miércoles en Tarragona./Cercle

13 de febrero de 2013 (22:40 CET)

El Corredor Mediterráneo debe ser una especie de “gran avenida interurbana que canalice movimientos, se sitúe al servicio de ciudades, personas y empresas, genere actividad; conecte territorios, puertos y carreteras menores”. Esa definición, ambiciosa, que va más allá del estricto Corredor Mediterráneo a través de la vía de alta velocidad, se recoge en la declaración del V Encuentro entre el Cercle d'Economia y la Asociación Valenciana de Empresarios (AVE).

Los presidentes de las dos organizaciones empresariales, Josep Piqué y Vicente Boluda, han reivindicado la importancia de sumar esfuerzos, sin prejuicios, para que el Corredor Mediterráneo sea una realidad, lo antes posible, a pesar de las restricciones presupuestarias.

Voluntad de consensos

En un acto en Tarragona, con la participación de hasta cien empresarios, Piqué trató de desvincular el proyecto de una apuesta política concreta. La necesidad de ver las ventajas estrictamente económicas, para fortalecer el tejido social y empresarial de Catalunya y la Comunitat Valenciana, debe ser prioritaria para vencer todos los inconvenientes del proyecto. “Pido a los políticos voluntad de consensos, porque para los debates políticos cotidianos ya hay otros asuntos”, aseguró Piqué.

La voluntad expresada por los dos actores económicos es que el Corredor sea el exponente de una euroregión, que es la más potente de España, porque concentra la mayor proporción de población, producción industrial y exportaciones.

El debate soberanista

La sintonía, por tanto, es grande, justo cuando en Catalunya la situación política, marcada por el debate soberanista podría crear reservas en el tejido empresarial valenciano. En el caso de la AVE no existe ese temor, según fuentes conocedoras de la reunión en Tarragona.

Quien mejor definió, de hecho, la voluntad de potenciar los dos territorios, fue el secretario de Territori i Sostenibilitat del Govern de la Generalitat catalana, Ricard Font. El Corredor Mediterráneo será vital para captar inversiones extranjeras. “Para luchar contra la prima de riesgo, lo mejor es el Corredor Mediterráneo”, aseguró.

Esa conexión ferroviaria, en alta velocidad y en ancho europeo de mercancías, entre Catalunya y la Comunitat Valenciana, ya está en marcha, con partidas concretas para 2013 por parte de Fomento. Pero las dudas persisten, porque el Gobierno central sigue valorando otras opciones, como el Corredor Central. La apuesta, sobre el papel, parece clara, pero los empresarios siguen considerando necesario declaraciones como las de este miércoles en Tarragona.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad