El PSC busca el acercamiento con el PP catalán

stop

TERCERA VÍA

La secretaria de política europea del PSC, Esther Niubó./ED

30 de septiembre de 2013 (14:59 CET)

El PSC quiere marcar la agenda política catalana, o, en todo caso, tratar de no quedar al margen, en una posición irrelevante. Y el argumento es de peso: si el PSC quiere implicar a los grandes partidos de ámbito estatal para reformar la Constitución, debe iniciar el camino con el PP, con todas las salvedades. ¿Está el PP en la misma longitud de onda? El PSC considera que, por lo menos, debe influir en el PP catalán, y esa estrategia ha sido avalada por la ejecutiva del partido este lunes.

Un día después de que el portavoz parlamentario del PSC, Maurici Lucena, reclamara ese acercamiento, la ejecutiva de los socialistas catalanes han ratificado este lunes la necesidad de buscar complicidades con todos los grupos políticos en favor de la reforma constitucional.

La portavoz del PSC tras la ejecutiva, la secretaria de política europea. Esther Niubó, ha asegurado que el PSC ha iniciado ese camino con el PP, “necesario, primero porque tiene mayoría absoluta en el Congreso, y después porque es un partido indispensable para reformar la Constitución”. Pero “el diálogo sobre la propuesta de reforma constitucional se extenderá al resto de fuerzas políticas”.

Reunión Navarro-Sánchez Camacho

Niubó ha restado importancia, sin embargo, a la entrevista que mantuvieron el pasado viernes el primer secretario del PSC, Pere Navarro, y la líder del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho. “El encuentro se desarrolló así por un problema de agenda”, ha asegurado, en referencia a la puesta esn escena, en el Parlament, y a la vista de todo el arco parlamentario catalán.

Si, una cuestión de agenda, pero con una gran trascendencia. Un diputado del PSC, miembro de la ejecutiva, asegura, tras la reunión de este lunes, que uno de los “grandes errores” de la política catalana en los últimos años, fue “dejar de lado” al PP con la reforma del Estatut. De hecho, ex consellers socialistas como Antoni Castells, encuadrado ahora en el sector del PSC más cercano a las tesis de CiU y ERC, también admitió en su día que ese fue uno de los mayores obstáculos que tuvo el Estatut. Sin el PP, todo el proceso se convirtió en un fracaso, hasta la propia sentencia del Tribunal Constitucional en 2010.

Vía federal


El PSC, en todo caso, esta vez lo intentará. Y en las próximas semanas buscará quien está dispuesto a jugar, de verdad, la carta de la reforma constitucional que pueda representar la “tercera vía” de la que habla Josep Antoni Duran Lleida, y que para los socialistas catalanes no es otra cosa que “la vía federal”.

Los socialistas han aprobado este lunes los cambios que quedaban pendientes en el grupo parlamentario en el Congreso. El diputado Albert Solé será el coordinador de los diputados y senadores del PSC, en sustitución de Francesc Vallès, quien ocupará la secretaría general adjunta del grupo parlamentario del PSOE, que antes ocupaba José Zaragoza. Y Joan Rangel, número dos del PSC por Barcelona en las pasadas elecciones generales será el presidente del grupo de diputados catalanes, en sustitución de Carme Chacón. .
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad