El último jefe de ETA cae en Francia

stop

Es la séptima detención de un jefe etarra desde que la organización terrorista decretó el cese de su actividad armada, hace cinco años

Mikel Irastorza, en una conferencia del Foro de Debate Nacional en 2009. / EFE

Barcelona, 05 de noviembre de 2016 (09:49 CET)

Mikel Irastorza, el etarra que había ascendido a la cúpula terrorista en 2015, fue detenido en Francia por la policía de este país, en una operación que tuvo la colaboración de la Guardia Civil.

La operación se realizó en Ascain, en la región de Pirineos Atlánticos, y con su arresto, ETA vuelve a quedar descabezada, con sólo cinco miembros liberados tras las detenciones y descubrimientos de armas que han realizado las fuerzas de seguridad.

Por ejemplo, hace pocas semanas la policía francesa descubrió un zulo con 145 armas, que la Guardia Civil cree que pertenecían a la organización terrorista.

Irastorza, que había asumido la dirección etarra tras las detenciones de David Pla e Iratxe Sorzabal, fue detenido en una vivienda en la localidad de Ascain. Y el operativo policial sigue adelante, por lo que no se descarta que puedan registrarse más arrestos o hallazgos de armas.

 Un descabezamiento tras otro

Desde que en octubre de 2011 ETA anunció el cese de su actividad armada, las fuerzas de seguridad no han dejado de descabezar a su cúpula una y otra vez. La detención de Irastorza es la séptima que se realiza contra un dirigente de la organización.

Las anteriores, de David Pla e Iratxe Sorzábal, fue el 22 de septiembre de 2015, y en ese entonces eran considerados máximos responsables de ETA.

El 27 de mayo de 2012 fue detenido en la localidad francesa de Cauna el presunto número uno del aparato militar, Oroitz Gurruchaga Gogorza, en compañía de Javier Aramburu Sagarminaga.

El 28 de octubre de 2012 la policía francesa arrestó cerca de Lyon a Izaskun Lesaka, considerada responsable de las reservas de armas y explosivos, e integrante de la dirección de la banda terrorista.

Y el 7 de julio de 2015 la policía capturó a Iñaki Reta de Frutos y Xabier Goienetxea, presuntos dirigentes del aparato logístico de ETA, en la localidad francesa de Osses.

 

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad