La alcaldesa Ada Colau en el último pleno del Ayuntamiento de Barcelona de este 2017. /EFE/Marta Pérez
stop

El último barómetro del Ayuntamiento de Ada Colau sitúa el encaje entre Cataluña y España como la principal preocupación de sus ciudadanos

Barcelona, 04 de enero de 2018 (15:12 CET)

ERC supera por primera vez en intención de voto a Barcelona en Comú, la formación liderada por la alcaldesa Ada Colau, según los resultados del último barómetro del Ayuntamiento de Barcelona. Así, los republicanos se sitúan en primera posición con un 16,5%, dos décimas más del 16,3% que la encuesta municipal otorga a los comuns.

Según los datos del barómetro de diciembre, que se han presentado públicamente este jueves, el PSC se situaría en tercera posición (9,3%) seguidos de Ciudadanos (6,4%). El Pdecat se desplomaría de la segunda posición que ocupa en el actual consistorio hasta la quinta (con un 5,8%), tan sólo a poco más de dos puntos de la CUP (3,6%). La encuesta asigna a los populares un irrelevante 1%.

Colau presenta un barómetro electoral desfasado que contradice los resultados del 21-D

La encuesta realizada por Gesop se efectuó entre el 23 de noviembre y el 4 de diciembre, antes del inicio de la campaña de las elecciones catalanas del 21-D. Por este motivo, sus resultados deben relativizarse. En los comicios catalanes, Ciudadanos se impuso claramente en la ciudad de Barcelona mientras que los comuns caían a la quinta posición. El barómetro semestral del Ayuntamiento de Barcelona, en el que se pregunta por la intención de voto en unas municipales, contrasta precisamente con el voto que efectuaron sus ciudadanos en las elecciones catalanas.

Según el último barómetro, los barceloneses consideran que su principal problema no es el paro ni el turismo como registraron las anteriores encuestas. Ahora su mayor preocupación es el encaje entre Cataluña y España. Un 11,3% de los encuestados así lo señalan, a los que se podrían sumar otro 9,6% que ponen en primer lugar “los aspectos políticos”.

En el anterior barómetro de junio, el turismo desplazó al paro como primer problema de los barceloneses. En diciembre, el turismo cayó a la quinta posición. Sólo lo mencionaron un 7,1% de los encuestados. Curiosamente, cuanto más baja la afluencia de turistas, la ciudadanía lo considera un problema menor.

Hemeroteca

Ada Colau
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad