Junqueras tiende una trampa a la CUP

stop

El vicepresidente de la Generalitat pica a los anticapitalistas con un debate en el Parlament sobre la subida de impuestos; para que se convoque deberían retirar las enmiendas a la totalidad

El líder de ERC y vicepresidente de la Generalitat, Oriol Junqueras / EFE

Barcelona, 03 de junio de 2016 (01:00 CET)

Oriol Junqueras ofrece a la formación anticapitalista CUP un incremento del IRPF a las rentas más altas. Pero sólo está dispuesto a negociarlo en el pleno de presupuestos del próximo martes y, para que se lleve a cabo, deberían retirar su enmienda a la totalidad. Si no apean la enmienda del orden del día, no habrá pleno y, por tanto, no se aprobará un aumento de los impuestos para los más ricos.

Sobre esta última cuestión, Junqueras defiende posiciones más cercanas a la CUP que a sus socios en Junts pel sí de Convergència. ERC es partidario de gravar las rentas superiores a los 90.000 euros brutos anuales, la CUP pone el listón en los 60.000 euros y CDC está totalmente en contra.

La Consejería de Economía de la Generalitat entregó este jueves un documento a la CUP en el que se detallan nuevas propuestas, pero no se incluirán medidas fiscales como el aumento del IRPF para rentas altas porque Junqueras se reserva esta negociación para el próximo martes, según informan fuentes de su departamento.

Ley de acompañamiento 

En este documento, Junqueras acepta la inclusión en el presupuesto de los ingresos procedentes de los tributos suspendidos por el Tribunal Constitucional, como son los que gravan los pisos vacíos y las operadoras de Internet. No obstante, no se incluyen los anulados, que también exige la CUP, como los que se intentaba aplicar a las nucleares y a la banca, porque esto "no sería realista", según apuntan fuentes del departamento de Economía.  

Sobre los tributos anulados, el propio Junqueras precisa que se incluirían en la ley de acompañamiento de los presupuestos y que, por tanto, "no tendrán consecuencias de implicación obligatoria en el presupuesto". En este sentido, Junqueras recuerda que sus cuentas son "realistas" porque "todas las partidas son realizables y ninguna depende de una negociación política". Son recursos que estarán a nuestra disposición con toda certeza".

Junqueras explica las cuentas a las patronales y a los sindicatos

Junqueras presentó el anteproyecto de presupuestos a la patronales catalanas Fomento del Trabajo, Pimec y Cecot, así como a los sindicatos UGT y CCOO. En este encuentro, Junqueras reiteró en diversas ocasiones que, si no conseguía aprobar las cuentas, quedarán "más de 1.100 millones de euros de gasto que no se podrán hacer efectivos", que básicamente se destinarían a partidas sociales y a apuntalar el estado del bienestar.

Si la CUP no retira la enmienda a la totalidad, se abortarán los presupuestos para 2016. En el entorno del vicepresidente se asegura que no tendrán otra opción que prorrogar las actuales cuentas y presentar otro proyecto de presupuestos en otoño, pero para 2017.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad