Un manifestante se enfrenta a los Mossos d'Esquadra en Barcelona tras la concentración convocada por los CDR el martes 15 de octubre de 2019. Foto: EFE/EF
stop

"Hasta el día 26 de octubre no está prevista ninguna iniciativa desde Tsunami", dice la plataforma tras los disturbios de los CDR en Barcelona

Alessandro Solís

Economía Digital

Un manifestante se enfrenta a los Mossos d'Esquadra en Barcelona tras la concentración convocada por los CDR el martes 15 de octubre de 2019. Foto: EFE/EF

Barcelona, 16 de octubre de 2019 (13:19 CET)

Tras la segunda jornada de disturbios en Barcelona y desórdenes de todo tipo en varias ciudades catalanas, Tsunami Democràtic se ha desmarcado de la "desobediencia civil" violenta vivida en algunos puntos de la comunidad los días lunes y martes. 

Por lo contrario, los autodenominados Comités de Defensa de la República (CDR) han censurado el "falso argumento de la violencia" y –pese a haber convocado algunas de las concentraciones más violentas del martes por la noche– han acreditado cualquier tipo de agresión a los agentes de la Policía Nacional y los Mossos d'Esquadra. "No aceptaremos que el conseller Miquel Buch siga ni un día más a cargo de los Mossos", ha añadido el grupo de activistas separatistas en un comunicado.

Las valoraciones de los CDR y el Tsunami Democràtic son heterogéneas sobre lo ocurrido este martes, especialmente en los alrededores de la Delegación del Gobierno en Barcelona. Allí han confluido la manifestación de la Assemblea Nacional Catalana (ANC) y Òmnium Cultural, y dos "columnas" de los CDR que bordearon el recinto, prendieron fuego a contenedores y lanzaron objetos y pinturas a los agentes policiales, provocaciones que acabaron con cargas policiales y el lanzamiento de balas de espuma de los Mossos y la Policía Nacional.

Y ahora, el día después, mientras los CDR advierten de que continuarán con sus acciones de "desobediencia civil" y se sumarán a las "marchas por la libertad" organizadas por la ANC desde cinco ciudades catalanas, desde Tsunami Democràtic han anunciado el cese de actividades hasta el 26 de octubre. "Hasta el día 26 de octubre no está prevista, en principio, ninguna iniciativa desde Tsunami. Todo el protagonismo, ahora, es para las iniciativas en marcha", ha comunicado la plataforma este martes.

El comunicado de Tsunami Democràtic arroja luz sobre la discordia con las actuaciones de los CDR. La recién nacida organización independentista se ha fijado como prioridad "impedir, en cualquier acción, que alguno pueda promover la violencia o transformar la acción en actos violentos". "Tsunami Democràtic solamente impulsa acciones en el marco estricto de la disciplina no violenta", que es "la estrategia fundamental de nuestro movimiento", dice el comunicado.

Este documento, compartido sobre las 12.00 del mediodía de este miércoles, ha sido eliminado del canal de Telegram de Tsunami Democràtic. Ya sobre las 13.30 horas, la plataforma ha compartido nuevamente el documento con algunos ajustes. Entre ellos, ha borrado la parte en la que aseguraba que no convocaría nuevas acciones hasta el 26 de octubre. Economía Digital se ha hecho con una copia del original, que se despliega a continuación. 

photo5852782295839257048
Comunicado eliminado de Tsunami Democràtic, enviado el 16 de octubre a través de Telegram. Clic en la imagen para ver en grande.

Los CDR no desisten: más acciones este miércoles

El balance de los comunicados de los CDR y Tsunami Democràtic revela cierto antagonismo al valorar la violencia entre los movimientos independentistas. Si la plataforma fantasma que ha recibido el espaldarazo de líderes nacionalistas como Carles Puigdemont y Oriol Junqueras transmite una posición de "no violencia", los llamados Comités de Defensa de la República no se hacen eco de este tipo de desobediencia defendida también desde el independentismo institucional.

Además de rechazar el argumento de la violencia y de afirmar que "la única violencia que hemos sufrido en las últimas horas ha sido la de los Mossos d'Esquadra y la Policía Nacional", los CDR han manifestado que "ahora es la hora de la desobediencia civil, pero también de la desobediencia institucional". "Solo desafiando al estado represor desde todos los frentes conseguiremos la libertad del país y de los rehenes", han añadido los activistas.

Los CDR también han exigido por enésima ocasión que "el Govern y todos los partidos comprometidos con la autodeterminación y las libertades dén un paso al frente de manera urgente para romper con el Estado español, desobedeciendo la sentencia del Tribunal Supremo y haciendo frente común para avanzar hacia la república". Para los activistas radicales, ha comenzado "un camino de no retorno" hacia la "revuelta popular" que el grupo ha profesado desde antes del anuncio de la sentencia del 1-O.

El grupo separatista, con filiales en toda Cataluña, ha advertido de que continuará con la "movilización permanente contra las sentencias y por la independencia desde todos los frentes y de todas las formas posibles".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad