Los funcionarios del Ayuntamiento montan un escrache a Colau

stop

BARCELONA

Ada Colau ha crispado los sindicatos de la Guardia Urbana por el protocolo de actuación en desalojos de viviendas ocupadas.

en Barcelona, 03 de octubre de 2015 (12:08 CET)

La nueva alcaldesa de Barcelona se topa con un nueve frente abierto. Para Ada Colau estaban previstas las disputas con las fuerzas más conservadoras de la ciudad y los grandes poderes económicos; pero ahora se le han sumado sus propios trabajadores. Durante el pleno municipal del viernes, un grupo de funcionarios irrumpió en el Saló de Cent para reclamar una subida salarial del 1% pendiente en 2007 y 2008.

Los empleados desplegaron una pancarta con una caricatura de Colau en la que exclamaban que "debe dinero a sus trabajadores". La edil, por su lado, les reprochó "la falta de respeto a otro colectivo". Durante el enfrentamiento, decenas de compañeros solicitaban a gritos poderse reunir con la líder de BCN en Comú para atender sus peticiones.

Reencuentro con viejos compañeros

El primer pleno ordinario del actual mandato ha sido precedido por la recepción de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH), antigua formación de la alcaldesa. La asociación ha presentado una declaración institucional para aprobarse en el salón (sólo el PP ha sido contrario) para reclamar una nueva Ley de Vivienda.

Posteriormente, ya en la actividad política pura, se ha dado el visto bueno a declarar Barcelona como 'municipio opuesto al Tratado Transatlántico de Comercio e Inversiones (TTIP) con los votos de BComú, ERC y la CUP.

Caos técnico en las oficinas

Otro de los focos de discusión ha sido la reconversión urbanística del edificio Vitalicio del Paseo de Gracia en una macro tienda H&M de 5.000 metros cuadrados. El proyecto ha salido adelante debido al silencio administrativo del consistorio. Se trata del segundo gran plan que se escabulle de las redes del Ayuntamiento por este motivo, pues el hotel de la Torre Agbar de EMIN Capital corrió la misma suerte.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad