Los hospitales disparan las alarmas por la fiebre hemorrágica Crimea-Congo

stop

Se confirman dos casos en Madrid que fueron ocasionados por una garrapata en Castilla y León

Ambulancia que trasladó a pacientes de ébola en Madrid.

Madrid , 01 de septiembre de 2016 (14:34 CET)

Los hospitales españoles han encendido las alarmas por el caso de dos pacientes que han sido contagiados con el virus de la fiebre hemorrágica Crimea-Congo. Dos casos detectados en Madrid serían los primeros de Europa Occidental con carácter autóctono, es decir, cuyo contagio no ha sido producido en otros países.  

Un hombre de 62 años falleció el 25 de agosto en el hospital Gregorio Marañón, después de haberse detectado una garrapata tras dar un paseo por el campo en la Comunidad de Castilla-León.  

El hombre fue trasladado al hospital Gregorio Marañón por un fallo hepático. Hasta ahora, sólo se había detectado el virus de la fiebre hemorrágica Crimea-Congo en animales en España.  

La segunda paciente es una enfermera de la UCI del propio Hospital Infanta Leonor que atendió al paciente fallecido y se encuentra actualmente ingresada en la UCI del hospital Carlos III. Al presentar síntomas similares al primer paciente, se han activado los protocolos de prevención con aislamiento.  

Picadura de garrapatas  

La Consejería de La Comunidad de Madrid ha explicado este jueves que la fiebre hemorrágica se transmite por la picadura de garrapata, y excepcionalmente, puede contagiarse entre personas a través de fluidos. El periodo de incubación de la enfermedad es de tres a cinco días. Se debe hacer vida normal, pero si se presenta fiebre, hay que acudir al hospital.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad