Mas se defiende: el TC no prohibió de forma expresa el 9N

stop

PROCESO POR DESOBEDIENCIA

Artur Mas entre Irene Rigau (i) y Joana Ortega

15 de enero de 2015 (19:41 CET)

"El Gobierno y la fiscalía consintieron la consulta alternativa del 9-N al no existir prohibición expresa por parte del Tribunal Constitucional". A partir de este argumento, el President de la Generalitat, Artur Mas, ha recurrido la decisión de la sala civil y penal del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) de admitir a trámite la querella por desobediencia interpuesta por la Fiscalía General del Estado.

El President, la vicepresidenta Joana Ortega y la consejera de Ensenyament Irene Rigau han presentado este jueves recurso de súplica contra el auto de admisión a trámite de la controvertida querella.


Apoyo en los argumentos de los fiscales

En ese informe de defensa, los imputados citan los argumentos aducidos por la junta de fiscales del TSJC que se opuso por unanimidad a la presentación de la querella instada por el entonces fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce.

Se dice en el recurso que la resolución del Tribunal Constitucional, que situaba la consulta fuera de la legalidad, no iba acompañada de una advertencia expresa de que podría incurrirse en delito si se incumplía su resolución.

Los recurrentes recuerdan que la fiscalía tampoco "emprendió ninguna acción legal sobre este tema" hasta que se interpuso la polémica querella.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad