El presidente de la Generalitat, Quim Torra.

Nuevo revés de Torra: el TSJC avala abrir gimnasios y cines

stop

La justicia catalana tumba la orden de la Generalitat de cerrar instalaciones deportivas y cines debido a los rebrotes, pero salva las mascarillas

Barcelona, 29 de julio de 2020 (16:16 CET)

El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) ha tumbado este miércoles la orden del Govern de Quim Torra de cerrar gimnasios, instalaciones deportivas, teatros y cines, al suspender cautelarmente algunos apartados de la resolución por la que la Generalitat adoptó nuevas medidas de contención en varias zonas de la comunidad. Se trata del último revés del president en la crisis de los rebrotes, que le ha enfrentado otra vez con el coronavirus pero también con la justicia, que en alguna ocasión también ha desacreditado el confinamiento en Lleida.

Los gremios de cines y clubes deportivos, entre otros, presentaron una serie de recursos en los últimos días en los que pedían medidas cautelares para dejar en suspenso el cierre de los establecimientos. La Unión de Federaciones Deportivas de Cataluña y la Federación Catalana de Natación, por ejemplo, consideraron el cierre de gimnasios e instalaciones deportivas "arbitrario, desproporcionado e injusto", pues ya hay medidas para controlar el aforo. "La situación es desesperante", decían desde el sector de los cines, que reclamaba un poco de "sentido común" a la justicia.

El TSJC ha puesto una condición a los empresarios: deben seguir cumpliendo las medidas sanitarias. La sección segunda de la sala contencioso-administrativo del tribunal ha aceptado algunos de los recursos presentados esta semana, pero a su vez ha rechazado la petición de la Federación Catalana de Locales de Ocio Nocturno para permitir la apertura de discotecas, concediendo un plazo al Govern para que formule sus alegaciones. Así las cosas, el ocio nocturno seguirá, por ahora, bajo las mismas restricciones, que comportan la prohibición de funcionamiento de las discotecas.

Por otro lado, la justicia catalana no ha admitido el recurso de una asociación de curandería contra el uso de obligatorio de la mascarilla en el espacio público, incluso cuando se respeten las distancias de seguridad.

Balance entre intereses económicos y sanitarios

En el auto del TSJC, los magistrados precisan que debe buscarse un balance entre los intereses económicos y sanitarios, por lo que "no se justifica la proporcionalidad en el cierre total de los cines". Lo mismo considera al respecto de los gimnasios y las instalaciones deportivas, cuyos representantes denunciaron que el cierre de estos establecimientos "provoca a los operadores unos daños económicos que, en muchos casos, puede llevar al cierre definitivo y a la pérdida de puestos de trabajo".


Si le ha interesado esta información, únase a nuestro canal de Telegram para recibir toda las novedades nacionales e internacionales que publicamos sobre el coronavirus: https://t.me/economiadigital_es

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad