Meritxell Batet y Pedro Sánchez en una imagen de archivo en el Congreso

Pedro Sánchez irá a la investidura el 23 de julio

stop

El debate de investidura comenzará el 22 de julio y la primera votación será al día siguiente. Si hay repetición de elecciones, será el 10 de noviembre

Barcelona, 02 de julio de 2019 (11:04 CET)

Pedro Sánchez ya tiene fecha para someterse a la sesión de investidura. El debate se iniciará el 22 de julio y la primera votación tendrá lugar al día siguiente, 23 de julio. Así lo ha comunicado este martes la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, después de mantener una conversación telefónica con el presidente del Gobierno en funciones, que se halla en Bruselas.

Con la primera votación de la investidura —ahora mismo condenada al fracaso, puesto que Sánchez no tiene los apoyos necesarios— se pondrá en marcha el contador de dos meses que la Constitución marca como plazo límite para la elección del presidente del Gobierno. En el caso de agotarse estos dos meses sin una investidura efectiva, se producirá una convocatoria automática de elecciones generales.

Según Batet, el presidente del Gobierno en funciones le ha expresado por teléfono su deseo de que la investidura pueda fructificar y, en ningún caso, han analizado la posibilidad de una repetición electoral. "El presidente y yo hemos compartido la necesidad de una institucionalidad fuerte", aseguró la presidenta del Congreso.

El discurso de Sánchez

La sesión de investidura en el Congreso de comenzará el lunes, 22 de julio, a las 12.00 horas con una intervención de Pedro Sánchez para pedir la confianza de la Cámara. A continuación, se suspenderá la sesión hasta primera hora de la tarde, cuando los grupos intervendrán de mayor a menor para fijar su posicionamiento.

Para lograr su investidura el día 23, el líder del PSOE necesita la mayoría absoluta. De no conseguirla, tal y como parece en estos momentos, Sánchez se someterá a una segunda votación el día 25. En este caso, bastaría con una mayoría simple (más votos afirmativos que negativos).

Batet y Sánchez manejaron las fechas del 15-16 de julio para la sesión de investidura, pero finalmente las descartaron y optaron por el 22-23 de julio para dar un margen mayor de negociación al candidato para lograr su elección. En el caso de fracasar todas las votaciones, Sánchez abrirá una nueva ronda de contactos para lograr la investidura antes de dos meses. 

Si el presidente del Gobierno en funciones no saca adelanta su elección, ni en julio ni en una segunda sesión de investidura en septiembre, los comicios generales se celebrarán el 10 de noviembre.

 

 

 

 

 

Hemeroteca

Pedro Sánchez
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad