El presidente del PP, Pablo Casado, en el Congreso de los Diputados
stop

PP y PSOE piden 30 millones de euros cada uno para afrontar las generales, las municipales y las europeas

Barcelona, 23 de marzo de 2019 (12:02 CET)

La democracia es cara y la campaña electoral lo es particularmente. Los grandes partidos españoles ya han acudido a la banca para solicitar préstamos de cara a las elecciones generales del 28 de abril y a las municipales, autonómicas y europeas del 26 de mayo. Los créditos pedidos por PP y PSOE para las campañas que vienen ascienden hasta los 60 millones de euros, repartidos a partes iguales.

La formación de Pablo Casado prevé que necesitará unos 15 millones de euros para las elecciones del 28-A y otros 15 millones para las del 26-M, y la de Pedro Sánchez gastará 9 millones en las generales y 16,4 millones en mayo. Los socialistas, además de pedir préstamos a la banca, tirarán por primera vez de microcréditos solicitados a simpatizantes.

Según los últimos datos disponibles, la deuda conjunta del PP y PSOE asciende a unos 65 millones de euros. Ciudadanos no ha informado de la cantidad que solicitará a las entidades, y Podemos financia su campaña sin apoyarse en la banca, optando por los microcréditos de su militancia, según El País.

Escepticismo en la banca por la financiación electoral

El ránking de gasto en las últimas elecciones generales auditadas por el Tribunal de Cuentas (las de diciembre de 2015) lo lidera el PP, que se dejó 18,9 millones de euros en los comicios, seguido por el PSOE, que gastó 13,6 millones en el mismo proceso. Ciudadanos invirtió unos 8 millones en esa ocasión.

Desde 2015, las entidades bancarias tienen prohibido perdonar deuda a los partidos, lo que aunado a otros factores ha mermado el interés de la banca en financiar campañas electorales. Incluso hay entidades que rechazan de plano dar crédito a las formaciones, como el BBVA y Bankia, que no ha prestado dinero a los políticos desde 2012.

"A los bancos no les gusta dar dinero a los partidos", aseguran fuentes consultadas por El País. "Antes, los bancos no aparecían en los papeles, pero con los cambios legales y ahora que la prensa y la sociedad han puesto el foco en ellos, se quieren quitar de en medio".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad