Rajoy se justifica: la decisión más necesaria “es la más díficil de tomar”

stop

El presidente se verá obligado a responder sobre el caso Bárcenas este lunes en la Moncloa

22 de julio de 2013 (11:31 CET)

Fiel a sí mismo, aunque las circunstancias políticas y la presión social le obligarán a tomar decisiones de inmediato. El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado este lunes, en un almuerzo informativo, que las decisiones más necesarias “son, a veces, las más difíciles de tomar”. ¿Se refería Rajoy a las reformas pendientes que necesita la economía española, o a la necesidad de comparecer en el Congreso, para explicar su supuesta relación con el ex tesorero del PP, Luís Bárcenas?

Rajoy ha presentado este lunes, en el Fórum Europa, una conferencia del presidente de Baleares, José Ramón Bauza. Pero no ha querido ofrecer más detalles sobre la posible respuesta en el Congreso a todos interrogantes que le plantea la oposición.

Comparecencia en la Moncloa

En cualquier caso, el presidente del Gobierno se verá obligado a responder este lunes en la Moncloa, donde comparecerá junto con el primer ministro de Rumanía, Víctor Ponta, a las preguntas de los medios de comunicación. Una de ellas será, por la división de las preguntas que se suele hacer entre informadores españoles y, en este caso, rumaneses, sobre su comparecencia en el Congreso.

La disyuntiva ya está planteada y es muy clara. O comparece, o el PSOE presenta una moción de censura, una artillería demasiado pesada, tal vez, para lograr únicamente que Rajoy responsa sobre el caso Bárcenas, pero la única, posible, a juicio del PSOE, para obligar al presidente.

La credibilidad de Rajoy

El PP, pese a todo, tiene hasta esta noche para fijar una posible comparecencia de Rajoy en la Diputación permanente del Congreso, --que se reúne este miércoles-- porque el pleno ya está en periodo de vacaciones.

Diversos dirigentes del PP se han mostrado favorables a que dé explicaciones de inmediato, pero también dejan al presidente que escoja el momento adecuado. Para Rajoy, como ha explicado este lunes, es necesario, otra cosa es que sea más o menos difícil.

Pero en juego está ahora su credibilidad, según la oposición que lidera el socialista Alfredo Pérez Rubalcaba.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad