Ruiz pide a 40.000 sanitarios que acepten un segundo 'tijeretazo' salarial

stop

EL PRÓXIMO OCTUBRE

El conseller Boi Ruiz

23 de septiembre de 2011 (17:35 CET)

Continúan los recortes en Catalunya. Ante la necesidad de reducir el déficit de la Generalitat y mantener el sistema sanitario catalán, la conselleria de Salut ha pedido este viernes a los trabajadores del sector que acepten un rebaja salarial que supone una media anual de 1.125 euros por sanitario hasta finales de 2011. Decisión que ha hecho pública el director general del Institut Català de Salut (ICS), Joaquim Casanovas.

Esta medida, a la que se une el retraso en los pagos que sufrirán este mes las farmacias y otros centros concertados, supone para la Administración catalana un ahorro de 45 millones de euros. Una rebaja en los sueldos que afectará a cerca de 40.000 trabajadores, entre médicos y enfermeras. Así, la Generalitat disminuye en 75 millones el presupuesto anual, una cifra que ayudaría a cumplir los objetivos que se han fijado, en palabras de Casanovas.

Para ello, el directivo del ICS ha insistido en la importancia de llegar a un acuerdo con los sindicatos porque la intención de la conselleria es que las medidas sean temporales y reversibles cuando mejore el contexto económico actual. Está previsto que la mesa sectorial de Sanidad se reúna el próximo lunes con el fin de llegar a un consenso 'lo antes posible' para que las medidas puedan entrar en vigor el próximo octubre.

Vía libre para negociar los recortes

Tras la declaración de Casanovas, el conseller de Salut, Boi Ruiz, ha explicado que se da “vía libre a cada gerente” de los hospitales para que negocie con los trabajadores la aplicación de los ajustes. Con ello, la conselleria rompe con una de las normas del ICS que exige la aplicación de las mismas medidas en todos los centros sanitarios.

Frente a este cambio repentino, Ruiz se ha excusado diciendo que 'si hemos cambiado la Constitución por qué no cambiar las normas del ICS'. Además, ha insistido, tras reunirse con profesionales sanitarios, que 'es legítimo' que los trabajadores protesten y reclamen por sus derechos.

Respuesta sindical

Este no es el primer recorte que sufre el sistema sanitario catalán y las tensiones se acentúan. Desde el sindicato de médicos de Catalunya, el secretario general Antoni Gallego ha declarado a Economía Digital que la conselleria de Salut ha realizado “una mala acción” con el propósito de hacer cuadrar el presupuesto tres meses antes de que acabe el año.

“Ahora en la sanidad pública tenemos un nuevo médico, el eurocirujano, que hasta que no les salgan los números no tiene el trabajo hecho”, ha explicado. Además, Gallego ha hecho hincapié en que los centros están valorando la decisión del Govern y que “los médicos suelen agotar todos los mecanismos antes de convocar una huelga".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad