Ser madre recorta un 5% el salario

stop

Un informe de la Organización Internacional del Trabajo deja en evidencia a España: si el primer vástago es una niña, las mujeres cobran más

Madre trabajadora

en Barcelona, 07 de marzo de 2015 (11:25 CET)

Ser madre y trabajar no es solo complicado por la conciliación entre la vida familiar y la laboral. Los estudios, que frecuentemente se centran en la brecha salarial entre hombres y mujeres, muestran que tener hijos también afecta directamente al sueldo. La Organizacion Internacional del Trabajo ha hecho público un informe con motivo del Día Internacional de la Mujer que pone cifras al coste de ser madre. Las mujeres con hijos en España cobran un 5% menos que el resto de trabajadoras.

Que las cargas familiares repercutan sobre el salario es un dato alarmante, pero profundizando en el informe se detectan prejuicios sociales que siguen afectando a las mujeres. Por ejemplo, explica la OIT, "Si el primer vástago es niña, la brecha salarial es menor, porque existe aún una cultura en la que las niñas ayudan a sus madres y la mujer se ve más libre para participar en el mercado laboral".

La experta en econometría y en salarios de OIT Ginebra, Rosalía Vázquez, recalcó que los sueldos también bajan en función de que haya o no un cónyuge y su ocupación, así como el tiempo que la mujer tarda en volver al mercado laboral después de la maternidad.

El número de hijos y la edad también influye

Hay más factores. A medida que aumenta el número de hijos el salario disminuye. Pero también es importante la edad. Con hijos jóvenes, se entiende que siguen siendo una carga laboral, lo que penaliza los sueldos. No tanto "si son más mayores", apuntó Vázquez.

A esta brecha salarial que afecta a las madres, hay que sumar la conocida distancia entre mujeres y hombres. Los últimos datos de Eurostat, de 2013, la situaban en un 16,4% en el mercado laboral europeo.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad