Un sondeo confirma el derrumbe de CDC

stop

A quince días de las elecciones, una encuesta precisa que En Comú Podem lograría una victoria más cómoda que en diciembre, y que Convergència caería al quinto lugar, con la pérdida de dos o tres escaños

Carles Puigdemont y Artur Mas en un congreso de CDC en Bellaterra. / EFE

Barcelona, 11 de junio de 2016 (12:07 CET)

Cada nueva encuesta es un golpe al estómago de Convergència. El actual partido del gobierno catalán (gracias a su alianza con ERC) puede caer al quinto lugar en las próximas elecciones del 26J, y lograría entre cinco y seis escaños, una pérdida de dos o tres respecto a los conseguidos en diciembre.

Pero para En Comú Podem soplan vientos a favor, y en Cataluña puede sumar un diputado más y llegar a los 13 legisladores. ERC salva los muebles ante la caída de su actual socio político y quedaría en segundo lugar, aunque con la pérdida de uno de los nueve escaños alcanzados en diciembre.

El PSC ni sube ni baja, queda estancado en el tercer sitio con ocho diputados, y Ciudadanos, pasa por encima de CDC y se podría ubicar en el cuarto lugar, con siete legisladores (dos más respecto al 20D). Último, solitario, queda el PP, que además tiene altas probabilidades de perder un diputado más en el camino.

En Comú Podem absorbe los votos de otras fuerzas

Este sondeo fue efectuado por la consultora Gesop en base a 800 encuestas telefónicas y publicado este sábado por El Periódico. Allí se precisa que el partido de Ada Colau gana la fidelidad de sus votantes, ya que el 78,6% lo volvería a votar. Además, absorbe al 8,7% de los simpatizantes de ERC, al 8,5% de los socialistas e incluso al 5,4% de los que votaron a CDC.

En búsqueda de los votos de Unió

Convergència está obligada a cambiar de estrategia para frenar la hemorragia de votos, pero ya la encuesta vaticina que un 11,8% de sus votantes ahora decidieron elegir a ERC. Con estos números, al partido de Mas y Homs se le hará difícil constituir un grupo propio en el Congreso.

Por ello, en el primer acto de la campaña electoral, realizado en Lleida, Artur Mas llamó a "la buena gente que votó Unió" a que den su apoyo a Convergència, a la que describió como un "espacio central de país alejado del extremos a la derecha y la izquierda".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad