Las enfermeras exigen apoyo psicológico ante el “trauma colectivo” de la pandemia

El Consejo General de Enfermería de España exige que se trabaje "día y noche para evitar el colapso" del personal sanitario

Una enfermera sostiene un frasco con la vacuna de Pfizer / EFE

Una enfermera sostiene un frasco con la vacuna de Pfizer / EFE

Una de las consecuencias más graves de la pandemia de coronavirus son las secuelas y problemas psicológicos que ha provocado, no solo en la población en general, sino también entre los sanitarios. La enfermería, colectivo expuesto a la violencia del virus, sufre un “trauma colectivo” y exige medidas de apoyo que ayuden a mejorar la salud psicológica.

El Consejo Internacional de Enfermeras (CIE) ha exigido a los gobiernos –el central y los autonómicos– que impongan medidas para reducir el impacto psicológico en este colectivo indispensable contra la pandemia. La enfermería ha registrado un incremento de problemas de esta índole del 60 al 80%.

La enfermería exige que se cuide su “salud mental”

No es para menos, puesto que la pandemia de la Covid-19 ha supuesto que fallezcan 2.200 de estas profesionales. En España, ocho de cada diez tienen ansiedad y agotamiento, tal y como denuncia el Consejo General de Enfermería de España. Su presidente, Florentino Pérez Raya, ha exigido que se trabaje “día y noche para evitar el colapso de nuestros profesionales”.

“Tan importante como superar la pandemia es cuidar de la salud mental de nuestros profesionales”, ha añadido Pérez Raya a su posición. Es una situación que se repite de forma global en todo el mundo. La Asociación Japonesa de Enfermería denuncia que el 15% de sus hospitales registran enfermeras que han abandonado el trabajo.

También la homóloga americana ha denunciado que la mitad de sus enfermeras se siente “sobrepasada”. Además, otros informes de Estados Unidos, donde se han triplicado las ratios, han señalado que el 93% de los trabajadores sanitarios está experimentando estrés y el 75% agotamiento.

La enfermería denuncia el deterioro de su salud mental en todo el mundo

Mientras, la Asociación Japonesa de Enfermería indica que en el 15 % de sus hospitales se han producido casos de enfermeras que han abandonado su trabajo y una de cada cinco profesionales ha denunciado situaciones de discriminación o prejuicios en la primera ola.

También, la homóloga americana asegura que la mitad de sus enfermeras se siente “sobrepasada”; otros informes de Estados Unidos, donde se han triplicado las ratios, señalan que el 93 % de los trabajadores sanitarios está experimentando estrés y el 76 % agotamiento.

Según un estudio del CIE, que aglutina 130 asociaciones nacionales de enfermeras de todo el mundo, alerta de que esta crisis sanitaria está provocando un trauma colectivo en estas profesionales. La entidad, que también incluye a la española, denuncia un trauma “inmediato y profundo, pero también es muy probable que tenga un impacto a largo plazo”.

España empieza a vacunar sanitarios

Con la campaña de vacunación en marcha desde finales de diciembre, España ya ha comenzado a vacunar a su personal sanitario dentro del plan de vacunación contra la Covid-19, puesto que se le considera colectivo prioritario. Las enfermeras han empezado a recibir las inmunizaciones en hospitales y centros de atención primaria.

España solo ha vacunado al 1% del total de su población. Según datos del Ministerio de Sanidad, un total de 488.041 personas han recibido el primer pinchazo del fármaco de Pfizer sobre una población de 47,3 millones de ciudadanos. La inmunización recibida solo corresponde a la primera dosis de la Covid-19, y no estará completa hasta que estas personas no reciban la segunda dosis a modo de recordatorio.

Sobre el total de dosis recibidas en España la cantidad administrada supone un 65,6%. En concreto, nuestro país ha recibido un total de 743.925 dosis de la vacuna de Pfizer, de las que se han administrado las 488.041 antes mencionadas. La cifra podría aumentar en los próximos días, al llegar a España las primeras dosis de Moderna.