La distancia para salir a la calle, correr o ir en bici se multiplica

Un estudio realizado por dos universidades internacionales aconseja que la distancia de seguridad debe ser como mínimo de 10 metros al salir a correr

El Gobierno de España todavía no ha incluido el hacer deporte entre las excepciones para realizar durante el estado de alarma por el coronavirus, a diferencia de otros países como Francia o Bélgica. Aunque sí que se baraja a futuro. A la espera de recuperar la normalidad de forma paulatina y controlada, es necesario prevenir aquellas situaciones que van a suponer un peligro de contagio.

“El Gobierno no se plantea reanudar las competiciones deportivas todavía, pero salir a hacer deporte en solitario sí está sobre la mesa”, comentó Irene Lozano, secretaria de Estado para el Deporte, a la Cadena Cope el pasado martes.

Un estudio realizado por la Universidad Católica de Leuven (Bélgica) y la Politécnica de Eindhoven (Países Bajos) —cuyos países ya se permite realizar actividad física— subraya el especial cuidado que se debe de tener a la hora de hacer ejercicio en las calles. Para estas dos universidades, la distancia de seguridad de uno o dos metros solamente es útil cuando los usuarios se encuentran parados o con poco viento, pero se quedan muy escasos para realizar cualquier otro ejercicio.

Cuando se anda, corre o se monta en bicicleta existen factores que aumentan la probabilidad de contagio y que habría que tener en cuenta. Cuando un corredor respira, tose o estornuda a cierta velocidad, sus partículas permanecen en el aire durante unos segundos, quedando expuesta la persona que viene por detrás sin necesidad de estar viendo a nadie cerca. Para llegar a esa conclusión, los investigadores simularon la expulsión de partículas en personas durante el movimiento y desde diferentes ángulos —en paralelo, en diagonal y por detrás—.

Hasta cinco metros al caminar

“Las personas que estornudan o tosen esparcen gotas con una fuerza mayor, pero las que respiran también dejan partículas en su estela”, afirma el profesor belga Bert Blocken, especialista en física urbana, ingeniería eólica y aerodinámica deportiva. Cuando dos personas se encuentran caminando o corriendo al lado o en diagonal con poco viento no existe tanto peligro de contagio como cuando existe mucho viento o siguen la misma línea al correr.

Basándose en las conclusiones del estudio, los expertos recomiendan mantener una distancia de seguridad de al menos 4-5 metros si se camina, 10 metros si se corre o se pasea en bicicleta y 20 metros para aquellos ciclistas que van a una velocidad moderada-alta. Además, en caso de adelantar a alguien, se precisa hacerlo a la mayor distancia posible.

En el estudio se pueden ver animaciones recreadas de personas practicando deporte y las partículas expulsadas al toser, estornudar o escupir mientras se realiza el ejercicio. Se marcan en color azul las de menor diámetro y en rojo las más pesadas, que caen antes al suelo, aunque todas pueden dar lugar al contagio.

Suscríbase a nuestro canal de Telegram para conocer la última hora sobre la pandemia del coronavirus en España, Europa y el mundo.