Madrid reacciona a los mensajes que apuntan a Almeida y dice ahora que ya denunció una presunta estafa con mascarillas

Este presunto fraude implica la venta de 500.000 mascarillas defectuosas y el gasto por parte del Ayuntamiento de hasta 1,25 millones de euros

Viajeros procedentes de Italia protegidos con mascarillas por el coronavirus. Foto: EFE

El Ayuntamiento de Madrid ha confirmado este jueves que ya denunció, hace más de un año, otra presunta estafa relacionada, en esta ocasión, con la venta de hasta 500.000 mascarillas FFP2 que «no se ajustaban» a la normativa y que significó el desembolso de 1,25 millones de euros, según señala el consistorio de Almeida.

Así lo ha explicado la portavoz municipal y delegada de Seguridad y Emergencias, Inmaculada Sanz, quien ha aclarado que la compra de este medio millón de mascarillas defectuosas, junto con el pago realizado a una consultora de Nueva York, «nada tiene que ver con el caso que está investigando la Fiscalía respecto a las compras a la empresa Leno», caso por el que se investiga a Luis Medina y Alberto Luceño por presuntos delitos de estafa agravada, falsedad en documento mercantil y blanqueo de capitales. Este caso, en concreto, costó 12 millones de euros a las arcas públicas madrileñas.

Por su parte, los investigados han señalado recientemente al propio alcalde de la ciudad, José Luis Martínez‑Almeida, quien reconoció haber hablado con uno de los implicados (Luis Medina), según explicó el mismo alcalde, para agradecerle la donación de unas 180.000 mascarillas y sin ser consciente del presunto fraude.

Pese a las sospechas de fraude, el Ayuntamiento no denunció el caso y tan solo pidió la devolución del dinero.

«No es una situación nueva. Hace más de un año se comunicó la situación a todos los grupos municipales y las actuaciones que se estaban llevando a cabo», ha señalado la portavoz municipal sobre el nuevo caso destapado destapado por «El País». La compra de estas mascarillas se efectuó en marzo de 2020.

«Tras varias incidencias, las mascarillas llegaron algunas semanas más tarde y, una vez en el almacén del Plan Territorial de Emergencia Municipal (PEMAN), se tuvieron sospechas de que no cumplían con las exigencias requeridas», ha detallado Sanz, que ha indicado que fue entonces cuando la Policía Municipal inició entonces una investigación a petición del director del PEMAN para comprobar los hechos.

El pasado 5 de marzo de 2021, el cuerpo policial presentó el atestado ante el juzgado y, desde esa fecha, la policía ha seguido investigando este presunto fraude.

Finalmente, la portavoz ha desgranado que solo el 1,4% del total de mascarillas adquiridas por el Ayuntamiento mediante el convenio con la empresa funeraria municipal Servicios Funerarios de Madrid (SFM) ha resultado defectuosa o no ajustada a la normativa, pues en total se adquirieron hasta 35 millones de mascarillas.

Suscríbase a nuestro canal de Telegram para conocer la última hora sobre la pandemia del coronavirus en España, Europa y el mundo.
Andoni Berná Calvo