Podemos se desmarca del Gobierno y se opone al gasoducto con Francia

El coportavoz de Podemos, Javier Sánchez Serna, considera que la reactivación del MidCat es un "deseo" de Alemania que "ha comprado" el PSOE

MADRID, 11/04/2022.- El portavoz de Podemos, Javier Sánchez Serna, durante la rueda de prensa ofrecida este lunes en Madrid, juntoa la secretaria de Acción Institucional, María Teresa Pérez . EFE/Luca Piergiovanni

El portavoz de Podemos, Javier Sánchez Serna. EFE/Luca Piergiovanni

Unidas Podemos se ha desmarcado de la posición del Gobierno y se ha opuesto a la construcción del gasoducto MidCat, que conectaría la península Ibérica con el centro de Europa, pasando por Francia. Para la formación morada, la idea de reanudar la construcción sólo es un «deseo» de Alemania que «ha comprado» la vicepresidenta Teresa Ribera y el PSOE.

El coportavoz de Podemos, Javier Sánchez Serna, ha recordado que el pasado mes de mayo su formación ya votó en contra en el Congreso de los Diputados de un texto pactado por el PSOE, PP y Ciudadanos de apoyo a las interconexiones gasísticas y eléctricas.

Impacto ecológico

El dirigente de Podemos ha admitido que el gas «se va a utilizar este invierno como un arma de guerra», pero ha visto necesario estudiar las ventajas y los inconvenientes de una instalación de este tipo, porque si bien podría ayudar a España a exportar hidrógeno verde, «a la vez siempre tiene un impacto ecológico».

«Hay que estudiarla, como digo, pero lo que tenemos ahora mismo encima de la mesa es un anuncio que ha hecho Alemania y que ha comprado aquí Teresa Ribera«, la vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra de Transición Ecológica y Reto Demográfico.

A su juicio, «hay varios elementos en la balanza» que se deben estudiar, entre ellos unos informes de impacto ecológico y que por ahora no se han hecho.

Conocer la posición de Francia

Además, a Podemos le falta conocer también «lo fundamental», es decir, qué piensa Francia, «porque Alemania no hace frontera con España, sí Francia y hasta ahora no se ha pronunciado».

Precisamente este jueves se ha dado a conocer un correo electrónico del Ministerio francés de Transición Energética en el que el Gobierno de Emmanuel Macron «desecha» reactivar el MidCat, paralizado en 2019, alegando que se tardaría demasiado en construir y se alejaría del objetivo climático de reducir las energías fósiles.

Concretar el coste del proyecto

El también secretario tercero de la Mesa del Congreso ha añadido además que la construcción del gasoducto «no es barata precisamente» y que tampoco se sabe si se van a dedicar fondos europeos para el MidCat. «Por tanto, estamos hablando de futuribles y hasta que no se concreten estos dos aspectos no nos vamos a pronunciar«, ha concluido.

Por todo ello, y pese a que la vicepresidenta Ribera habla de poner en marcha el gasoducto en ocho meses, Sánchez Serna ha insistido en que la reactivación del MidCat es más un «deseo» y un «desiderátum» del PSOE, que habrá «hablado a lo mejor con el SPD», los socialistas alemanes.