Torra se reserva 250.000 euros para su sueldo de expresident

El proyecto de presupuestos de la Generalitat para este 2020 incrementa en un 40% la partida de asignaciones y pensiones para los expresidentes

El proyecto de presupuestos de la Generalitat para este 2020 contempla una partida de 850.000 euros en asignaciones y pensiones para los expresidentes del gobierno y del parlamento catalán.

La dotación para los expresidentes se ha incrementado en 250.000 euros más (ver documento), por encima del 40%, respecto a los 600.000 euros consignados en el presupuesto de 2017, que es el último que aprobó el parlamento catalán. Desde entonces, la Generalitat gobierna con los presupuestos prorrogados.

Desde que se aprobaron los presupuestos de 2017, la plantilla de expresidentes del gobierno y del parlamento catalán se ha incrementado con Carles Puigdemont y Carme Forcadell, a los que dentro de unos meses probablemente se sumará el propio Quim Torra.

Torra anunció este miércoles que convocará elecciones anticipadas una vez que se aprueben los presupuestos para este 2020. A continuación, el vicepresidente económico, Pere Aragonès, entró el proyecto de presupuestos en el parlamento catalán para que se inicie su tramitación.

Precisamente, en este proyecto se contempla un substancial incremento en la partida de asignaciones y pensiones para los expresidentes de la Generalitat y del parlamento. En el fracasado proyecto de 2019, que ni siquiera se presentó a trámite por falta de apoyos, se contempló un aumento de 150.000 euros respecto a las cuentas de 2017, que ahora se eleva a 250.000 euros.

El sueldo de Puigdemont

En principio, Puigdemont no se podrá beneficiar de esta dotación porque en la actualidad cobra el sueldo de eurodiputado. Eso no impide que pueda mantener empleados a cuenta de la Generalitat.

En cambio, Torra podrá solicitar estas asignaciones cuando abandone la Generalitat, ya sea a consecuencia de las elecciones o de la inhabilitación judicial.

Desde vicepresidencia de la Generalitat siempre se ha argumentado que la partida prevista para los expresidentes en las cuentas del 2017 estaba “infradotada”. Por ello, ahora la incrementan en más del 40%.

También se ha pensado en los exconsejeros. El proyecto de presupuestos para 2020 prevé una asignación temporal de 400.000 euros, el doble de los 200.00 euros consignados en las cuentas de 2017.

La partida para cubrir las pensiones de los trabajadores de la Generalitat contratados antes de 1939, cuando la Generalitat fue abolida por el franquismo, se reduce de los 800.000 euros consignados en 2017 a los 350.000 previstos para 2020.