La nueva cepa británica de coronavirus es un 70% más rápida que la conocida hasta ahora en Europa

Más rápida en su transmisión, pero no más letal: así es la nueva cepa de coronavirus que devasta el Reino Unido

Un equipo de investigadores bioquímicos / EFE

Reino Unido se ha comprometido a realizar un ejercicio de transparencia para trasladar a la Organización Mundial de la Salud (OMS) toda la información epidemiológica que conoce sobre la nueva mutación de coronavirus que ha puesto en jaque al sur del país y que ha obligado a decretar el cierre total de Londres para evitar que la pandemia se descontrole.

El Gobierno de Boris Johnson pasará parte a los máximos responsables de la lucha internacional contra la Covid-19 sobre esta nueva cepa de la enfermedad que ha incrementado drásticamente los contagios en el país británico a las puertas de la Navidad. Solo en la jornada del domingo se han contabilizado 1.100 casos positivos relacionados con esta variante del coronavirus.

La mutación se transmite un 70% más rápido

La principal evidencia científica sobre la nueva mutación británica del coronavirus es que se transmite a mayor velocidad que la cepa que ha estado instalada durante los últimos meses en Europa. Los analistas creen que podría llegar a ser hasta un 70% más transmisible que el modelo original de la Covid-19.

El director médico de Inglaterra, Chris Whitty, ha confirmado los datos sobre la rapidez con la que la mutación se ha ido expandiendo por todo el sureste del país, incluida la capital. “Tiene un aumento significativo y sustancial en la transmisibilidad”, ha confirmado.

La velocidad de transmisión de la nueva cepa explica por qué Reino Unido ha experimentado un incremento tan exponencial de los casos durante la segunda oleada de la enfermedad. El país ha alcanzado una media diaria de más de 24.000 casos positivos de coronavirus, lo que representa un incremento de más del 40% con respecto a la semana anterior, según los datos recopilados por la Universidad Johns Hopkins, que monitorea la pandemia en todo el mundo.

La nueva cepa causó el 28% de los contagios de septiembre en Londres

Los funcionarios de salud británicos consideran que la mutación de la Covid-19 ya estaba presente en el país en el mes de septiembre, lo que significa que lleva expandiéndose más de tres meses por el país. Se considera la responsable de al menos el 28% de los contagios de Londres durante el noveno mes del año, según ha publicado la cadena CNBC. 

El desconocimiento sobre su existencia ha provocado que se haya extendido de forma generalizada por todo el país británico, superando incluso a la cepa original que lleva presente en Reino Unido desde la primavera. “Así que lo que esto nos dice es que esta nueva variante no sólo se mueve rápido, sino que se está convirtiendo en la variante dominante”, ha aclarado Whitty.

No hay pruebas de que la mutación británica de Covid-19 sea más letal

La comunidad científica no ha encontrado hasta la fecha ninguna evidencia que demuestra que la nueva variante de la Covid-19 provoque mayores complicaciones de salud que la original o que lleve aparejada una tasa de mortalidad superior. Es una de las grandes incógnitas que deberá contestarse en el futuro con análisis científicos más consolidados.

Mientras tanto, los responsables de la pandemia en Reino Unido confían en que esta nueva variante también pueda ser bloqueada por las vacunas que han diseñado farmacéuticas como Pfizer o Moderna y que se están repartiendo de forma generalizada. “Nuestra suposición de trabajo en este momento, de todos los científicos, es que la respuesta de la vacuna debe ser adecuada para este virus”, ha subrayado el director médico del país.

La mutación del coronavirus ya ha llegado hasta Holanda

Algunos países del entorno de Reino Unido han empezado a notar también el impacto de la nueva mutación de la Covid-19. Holanda decidió suspender el pasado domingo todos los vuelos con pasajeros con origen o destino al país británico tras detectar los primeros casos locales relacionados con la nueva cepa.

Los responsables sanitarios holandeses localizaron a principios de diciembre el primer caso en su país y han actuado de forma cautelar para poner coto a la transmisión de la nueva mutación del coronavirus. Un plan de choque que pretenden extender a otras formas de transporte para evitar que haya tráfico de personas entre los dos países.

Suscríbase a nuestro canal de Telegram para conocer la última hora sobre la pandemia del coronavirus en España, Europa y el mundo.