Así quedaron Madrid, Cataluña y Valencia tras una semana de disturbios

Las principales ciudades de España dejaron imágenes de caos en las calles

Las manifestaciones que se han llevado a cabo en distintas ciudades de España por el encarcelamiento del rapero Pablo Hasél han tenido a los disturbios como denominador común.

Horas más tarde de conocer su detención, manifestantes en ciudades de España como Madrid, Valencia y ciudades de Cataluña (Barcelona y Girona, principalmente) empezaron a dejar las primeras imágenes que se extenderían estos días.

A falta de conocer los datos agregados de la Policía Nacional, las autoridades ya han informado de algunas de las consecuencias, como heridos y detenciones.

Barcelona

La capital catalana fue seguramente la ciudad que dejó un mayor número de imágenes. En esta fotografía se puede ver a un manifestante junto a una hoguera. La instantánea fue tomada el día que Hasél ingresó en prisión (miércoles 17 de febrero).

Un manifestante junto a una hoguera en la manifestación de protesta por la detención del rapero Pablo Hasel, que ayer ingresó en prisión, condenado por delitos de enaltecimiento del terrorismo e injurias a la Corona, este miércoles en Barcelona. EFE/Enric Fontcuberta
Un manifestante junto a una hoguera en la manifestación de protesta por Pablo Hasél. Fuente: EFE/Enric Fontcuberta

Los actos vandálicos continuaron los días posteriores. Algunas de las tiendas de las principales calles de la ciudad fueron atacadas y, posteriormente, saqueadas durante el fin de semana, como muestra este vídeo a continuación.

Girona

La capital catalana no fue la única ciudad de la región que registró altercados. En Girona también se pudieron ver disturbios posteriores a la manifestación celebrada el viernes 19 de febrero.

Disturbios en Girona EFE/Toni Vilches

Madrid

Aunque fueron más calmadas que las de Cataluña, las protestas en Madrid también terminaron algunos días en disturbios. Según Europa Press, durante la tarde-noche del 18 de febrero se registraron altercados que se saldaron con 19 detenidos y 55 heridos leves, entre ellos 35 policías nacionales.

En la imagen que aparece a continuación se observa cómo varios manifestantes crean una barricada durante una marcha en la madrileña Plaza de Sol.

Disturbios en Madrid. EFE/JuanJo Martín

Valencia

Valencia no escapó a las jornadas tensas por las manifestaciones, lo que obligó a tomar precauciones. En esta imagen, por ejemplo, se observa cómo varios operarios tapan las cristaleras de una oficina de Caixabank en la plaza del Ayuntamiento de Valencia como medida de protección ante las protestas.

Operarios protegen la fachada de una sucursal de Caixabank en Valencia. Fuente: EFE

Pese a ello, nada pudo evitar que contenedores y otros objetos terminaran en la calle, cortando la circulación a peatones y vehículos. En esta imagen se puede ver a varios policías nacionales retirando un contenedor en la Plaza Sant Agustí, en la zona céntrica de la ciudad.

La Policía Nacional en Valencia. Fuente: EFE

Bilbao

La ciudad de Bilbao fue una de las últimas en registrar protestas y disturbios con motivo de la detención de Pablo Hasél. La marcha se inició este domingo 21 de febrero desde las doce del mediodía. Empezó en la Plaza del Teatro Arriaga, pero se calentó cuando llegó a la Plaza Moyua.

En ese momento ya se retiraban la mayor parte los asistentes, pero no un grupo de radicales, que empezó a lanzar botellas y otros objetos contra las furgonetas de la Ertzaintza.

Operarios de la limpieza limpian el casco viejo de la ciudad de Bilbao. EFE/LUIS TEJIDO.

En la imagen de arriba se puede ver a operarios de la limpieza que limpian el casco viejo bilbaíno una vez quedó disuelta la manifestación.