El comercio electrónico se lanza a por otro mercado: Facebook

stop

SALIDA A BOLSA

Zuckerberg, fundador de Facebook | EFE

09 de abril de 2012 (00:08 CET)

El comercio electrónico, un sector anticíclico que se beneficia con la bajada del consumo tradicional, se ha lanzado a la carrera para comerse una nueva parte del gran pastel que son los consumidores: Facebook. La red social, con 845 millones de usuarios activos en todo el mundo, está a un paso de convertirse en una gigantesca plataforma para comprar y vender bienes que pondrá las cosas difíciles a los dos grandes del sector, Amazon y eBay.

Por ahora, la política comercial de Facebook ha limitado la eclosión del e-commerce en el portal. Está presente, pero menos de lo que desearían los inversores. Pero a medida de que la mayor red social del mundo avanza hacia una oferta pública inicial de 3.824,6 millones de euros, recibe más presión de Wall Street para hallar nuevas fuentes de fondos que alimenten sus ganancias y reduzcan su dependencia de la publicidad, que representó un 85 por ciento de sus ventas en 2011.

Persuasión

Empresarios e inversores ya han empezado a poner las bases de lo que denominan f-commerce, el comercio electrónico a través de Facebook. Compañías especializadas como BeachMint, Yardsellr, Oodle y Fab ya han presentado nuevas formas de persuadir a los usuarios para que realicen compras a través de la red social, además de conectarse con amigos. Y tienen a grandes apoyos detrás, como el de Goldman Sachs.

"El comercio electrónico es una categoría inmensa con vientos de cola muy fuertes y es una decisión natural para Facebook", ha comentado Sam Schwerin de Millennium Technology Value Partners, firma que tiene acciones de Facebook y una participación en BeachMint. Facebook no ha querido hacer comentarios, pero varios inversores han asegurado que la compañía comprende la importancia de tener una estrategia de comercio electrónico.

"Es un gran imperativo para ellos", ha confirmado Theresia Gouw Ranzetta, de Accel Partners, uno de los primeros fondos que creyó en Facebook. "Entienden que es un importante beneficio estratégico para ellos", ha sentenciado. Ahora, todos los ojos están puestos en su fundador, Mark Zuckerberg.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad