Fotografía: Amazon.

El robot autónomo Amazon Scout empieza a entregar paquetes

stop

Amazon realizará las primeras entregas autónomas a modo de prueba. El vehículo circula por sí mismo "de forma segura", sorteando peatones y obstáculos

Madrid, 24 de enero de 2019 (10:47 CET)

Un barrio del condado de Snohomish, en el estado de Washington, al oeste de EE UU, estrenará el robot autónomo de reparto de Amazon, Scout. De tamaño parecido al de un carro de la compra de supermercado, el vehículo Amazon Scout tiene propulsión eléctrica y está diseñado para entregar los paquetes directamente al comprador, de forma autónoma.

Para llegar a su destino Scout se desplaza por las aceras y pasos y zonas peatonales circulando a baja velocidad y de forma segura: según Amazon es capaz de sortear los obstáculos que se encuentra a su camino, incluyendo personas y animales.

Como parte de la prueba piloto inicialmente un empleado de Amazon acompañará a cada uno de los seis Amazon Scout desplegados en las pruebas. Según Amazon la incorporación de estos vehículos no supone ningún cambio en la experiencia de compra de los clientes de Amazon, ni tampoco en los modos y tiempos de entrega.

Menos dependencia de empresas de paquetería

"Los clientes de Amazon seguirán realizando sus pedidos como hasta ahora —dicen desde Amazon— y sus paquetes llegarán a través de las compañías de mensajería o en un Scout."

Amazon ha desarrollado los vehículos en su centro de innovación de Seattle y vienen a sumarse al repertorio de vehículos de entrega probados por Amazon en los últimos años, que incluye también el uso de drones de carga de pequeñas dimensiones.

Desde Amazon creen que este tipo de vehículos posibilitan entregas más sostenibles y eficientes, y ofrecerá mayor comodidad a los clientes.

Pero muchos obstáculos todavía

Sin embargo Amazon no detalla de qué manera los vehículos Scout pueden traspasar puertas o sortear obstáculos como escalera, siquiera llamar al timbre de casa o qué sucede si el destinatario está ausente.

Tampoco explica cómo se han resuleto otros potenciales problemas, como el robo del contenido si se fuerza la compuerta o el robot del propio vehículo autónomo al completo.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad