Meliá apuesta por la mensajería instantánea de Whatsapp para estrechar su relación con el cliente. Foto: Pxhere/CC0
stop

El reciente intento de Google de competir con Whatsapp con la app Allo no obtuvo sus frutos, por lo que la empresa lo pondrá "en pausa"

Alessandro Solís

Economía Digital

Meliá apuesta por la mensajería instantánea de Whatsapp para estrechar su relación con el cliente. Foto: Pxhere/CC0

Barcelona, 20 de abril de 2018 (19:30 CET)

Los fuertes de Google son muchos, pero la mensajería instantánea se mantiene como una de las debilidades que no ha conseguido mejorar. Durante años, la empresa californiana ha intentado dar con apps de mensajería que representen aunque sea una mínima amenaza contra Whatsapp (el líder mundial de los chats), pero no ha tenido suerte.

Justo esta semana, Google anunció que su último intento de desarrollar una app de mensajería instantánea útil y popular no dio los frutos esperados. Se llama Allo y está disponible tanto para Android como para iOS, pero aunque seguirá funcionando, la empresa pondrá su desarrollo "en pausa", que en términos Google prácticamente significa que pasará a otra cosa.

Los esfuerzos en el campo de la mensajería de Google no han sido pocos, y no todos han perecido totalmente. Algunos de los que todavía funcionan pero sin mucho eco ni trascendencia son Hangouts (que utiliza los contactos de Gmail), Duo (para vídeollamadas en alta definición) y Google Spaces (para grupos).

La nueva plataforma de mensajes RCS suplantará a los SMS, y el envío de mensajes será gratuito

Ahora, con Allo en pausa, Google implementará una serie de actualizaciones en Hangouts que incluirán herramientas muy similares a las ofrecidas por la plataforma de chats grupales Slack. A la vez, desarrollará una nueva plataforma llamada Chat, dirigida principalmente a Android.

Mientras los móviles de Apple tienen la plataforma iMessage incluida, los móviles que usan Android no han conseguido algo similar aún, y Google espera que su nuevo Chat se convierta en el iMessage de Android.

Chat apunta al sistema RCS, la evolución del SMS (sistema de mensajes de texto), como el nuevo campo de acción de Google en la mensajería. La plataforma enviará mensajes a través de internet con formato enriquecido, como si fuera un SMS común y corriente, con la diferencia de que el envío de mensajes será gratuito.

Así es como Google pretende, primero, resolver el caos de la mensajería de Android, y segundo, competir contra Whatsapp, Messenger (ambos propiedad de Facebook), Telegram y Signal por el futuro de la mensajería instantánea.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad