Los coches eléctricos también son para los inviernos extremos. Fotografía: Ford.
stop

Las leyendas y el desconocimiento son el gran obstáculo para la venta de coches eléctricos, según un directivo de Ford (y no le falta razón)

Madrid, 09 de septiembre de 2019 (15:02 CET)

Para Ted Cannis, jefe de electrificación de Ford, el gran desafío de los coches eléctricos es la educación. No las baterías, no el coste, ni la ansiedad por la autonomía o por los tiempos de carga. En cambio el gran desafío es, dice Cannis, la falta de información y de educación de los consumidores con respecto a las capacidades de los coches eléctricos.

Tanto es así, que según estudio global citado por Cannin, y en su propia experiencia, todavía hoy el 42 por ciento de los norteamericanos creen que los coches eléctricos funcionan con gasolina.

  • Además más del 90 por cuento de los europeos y norteamericanos no creen que la aceleración sea uno de los puntos fuertes de los coches eléctricos.
  • Eso a pesar de que un Tesla S acelera de 0 a 100 km/h en 2,4 segundos; y un Porsche Taycan, en 2,8 segundos.
  • Pero también cerca del 80 por ciento de los estadounidenses no optaría un coche eléctrico para conducir en inviernos extremos, y casi el 65 por ciento lo descarta para disponer de la tracción en las cuatro ruedas.
  • Incluso aunque en Noruega más de la mitad de los coches que se venden son eléctricos. Y en Noruega los inviernos son verdaderamente extremos.
  • Más de dos tercios de los estadounidenses (67 por ciento) y de los europeos (68 por ciento) no creen que los coches eléctricos sean lo suficientemente capaces como transportar cargas o tirar de remolques.

Relacionado: Los coches eléctricos son para el frío (y estas son sus ventajas)

Cannins admite parte de la responsabilidad que tienen las marcas en el origen de estos mitos. "Nosotros mismos centramos nuestros esfuerzos iniciales de electrificación en el cumplimiento de la normativa," dice Cannis.

  • "El coste de las baterías era elevado, el precio del desarrollo de nuevas plataformas de vehículos era más alto, y la infraestructura de carga necesaria simplemente no existía. Pero todo eso está cambiando rápidamente."

También tiene que ver con que las marcas, los políticos y los medios "a menudo hablan de coches eléctricos e híbridos bajo el término general de 'electrificados'." 

  • Sin embargo los coches eléctricos y los coches híbridos son conceptualmente diferentes: los eléctricos solo utilizan electricidad para funcionar, mientras que los híbridos son coches con motor de combustión y asistencia eléctrica y los híbridos enchufables aunque son capaces de funcionar de forma totalmente eléctrica también tienen motores de combustión interna. "Da ahí la confusión" dice Cannis.

Para Cannis, "la educación de los consumidores es una pieza esencial para completar el rompecabezas del vehículo eléctrico".

  • Para combatir algunos de estos mitos Ford ha publicado algunos vídeos de las capacidades de arrastre, carga y tracción de su nueva camioneta (pick-up) eléctrica F-150.
  • "La electrificación no implica concesiones," dice Cannin. "Podemos desarrollar coches eléctricos que sean excitantes y robustos al mismo tiempo. Y eso es exactamente lo que vamos a hacer."
  • La Ford F-150 es el vehículo más vendido en EEUU desde hace décadas, y su electrificación es un avance clave no solo para Ford, sino para el coche eléctrico.

Tesla también prepara una camioneta de caja abierta, tipo pick-up, totalmente eléctrica.

  • Elon Musk, CEO de Tesla, quiere que el próximo vehículo de Tesla(después del Model Y) sea un cruce entre su camión Tesla Semi y un turismo. Una camioneta con caja abierta tipo 'pick up' y tamaño similar a la del Ford F-150 (o "algo mayor", dice Musk) pero con prestaciones de deportivo y una excepcional capacidad de carga.
  • Hace un par de días Musk dejó caer en Twitter que "muy probablemente" el pick-up de Tesla se anuncie en noviembre.

Y aunque Cannin no lo menciona, también la formación y educación de los vendedores es clave: el año pasado una investigación reveló que concesionarios de Dinamarca, Finlandia, Islandia, Noruega y Suecia "disuadían activamente" de la compra de coches eléctricos."

  • Los investigadores realizaron un total de 126 expediciones a concesionarios de coches haciéndose pasar por compradores y se encontraron con que en muchos casos los concesionarios no tenían en cuenta los vehículos eléctricos (en tres de cada cuatro ocasiones) o informaron mal a los compradores sobre las especificaciones de los vehículos.
  • En dos de cada tres casos los vendedores ofrecieron a los clientes opciones de gasolina y diesel antes que opciones híbridas y eléctricas.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad