Fotografía: Uber.
stop

Según una patente a favor Uber un algoritmo de inteligencia artificial podría predecir el estado de embriaguez del cliente por cómo usa el móvil

Madrid, 12 de junio de 2018 (12:25 CET)

La patente describe un sistema de aprendizaje automático que, a través de la inteligencia artificial, es capaz de detectar cambios en los movimientos de una persona, como caminar, y en la forma de utilizar utiliza el móvil —en comparación con su patrón de comportamiento habitual— para determinar la probabilidad de que el usuario de Uber que solicita el servicio esté en estado de embriaguez.

"El sistema se basa en un algoritmo que analiza diversos factores incluyendo errores al teclear, el grado de precisión con la que un usuario toca en los enlaces y botones, la velocidad al caminar y el tiempo que tarda en solicitar un viaje. También se puede considerar la hora del día y el lugar desde donde se solicita el viaje", explican en CNN.

Como suele suceder con las patentes existe una gran diferencia entre solicitarla e implementarla en el mundo real

Según se indica en la solicitud de patente el comportamiento actual del usuario que hace una solicitud del servicio de Uber puede compararse con el comportamiento habitual de solicitudes anteriores, y el sistema "puede modificar el servicio basándose en la probabilidad de en qué estado se encuentra el usuario que solicita el servicio."

Según lo anterior si la aplicación de Uber detecta que en el momento de solicitar un servicio el usuario se encuentra en estado de embiaguez podría desde denegarle el servicio hasta modificar el precio del trayecto, entre otras posibilidades.

El sistema también podría impedir que viaje con otros clientes de Uber bajo la modalidad de viaje compartido —que resulta más asequible para el viajero— o todo lo contrario, hacer que conincida con otros usuarios evitando que viaje sin compañía.

Una medida de protección también para los viajeros

Lo anterior es porque según CNN investigation en los últimos cuatro años hasta 103 conductores de Uber han sido acusados de abusos o de agresiones sexuales, aunque no hay datos públicos al respecto; ni del número de casos contra conductores de Uber ni de otras compañías que ofrecen servicios similares, como Lyft. También se han dado casos de conductores de Uber que han sido agredidos o asaltados por viajeros ebrios.

En los últimos cuatro años hasta 103 conductores de Uber han sido acusados de abusos o de agresiones sexuales

En la mayoría de los casos de carácter sexual se trataba de mujeres que viajaban solas, un problema que contrasta con la promesa de Uber de proporcionar a sus clientes un "viaje de regreso a casa seguro".

En los últimos años Uber ha puesto en marcha distintas iniciativas para combatir este problema y demostrar que "quiere ser parte de la solución", aunque en varias ocasiones la compañía ha sido acusada de "silenciar los casos", normalmente a través de acuerdos privados con las víctimas.

Hemeroteca

Uber VTC
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad