Salvador Alemany, presidente de Abertis y también del patronato de la Fundación Liceu. Se encarga junto a Seeliger Conde de la selección del nuevo director general de la catedral operística de Barcelona. /EFE/Javier Liaño

Bruselas manda Abertis a la guerra de opas (con permiso de Nadal)

stop

Bruselas aprobará este martes la opa de ACS sobre Abertis mientras Atlantia prepara la mejora de su oferta

Xavier Alegret

Economía Digital

Salvador Alemany, presidente de Abertis y también del patronato de la Fundación Liceu. Se encarga junto a Seeliger Conde de la selección del nuevo director general de la catedral operística de Barcelona. /EFE/Javier Liaño

Barcelona, 06 de febrero de 2018 (04:55 CET)

La Comisión Europea aprobará este martes, previsiblemente, la opa de Hochtief (ACS) sobre Abertis. Con este plácet, la constructora de Florentino Pérez superará el último escollo para que la CNMV le dé luz verde y Abertis se dirija hacia la guerra de opas. Con el ok de Bruselas, el del regulador es cuestión de pocos días, ya que, según la propia doctrina de la CNMV, no es necesaria la autorización del ministro de energía, turismo y agenda digital, Álvaro Nadal.

El pistoletazo de salida lo dará el regulador que preside Sebastián Albella, pero necesita la autorización europea, sin la cual las opas no podrían empezar a competir. Cuando la CNMV dé el ok, al día siguiente empezará el periodo de aceptación de la opa, que será de un mes. Entonces la pelota estará en el tejado de Atlantia.

El precio ofrecido por la compañía italiana está absolutamente fuera de mercado. La contraopa de ACS y la expectativa de una mejora por parte de Atlantia dejaron su oferta inicial de 16,50 euros por acción muy por debajo del precio en bolsa. Este lunes, cerró en 19,60 euros por acción, mientras que la constructora española ofrece 18,76 euros.

Atlantia y ACS empezarán a competir en los próximos días ante los socios de Abertis por el control de la compañía

Se especula con que la compañía controlada por la familia Benetton ofrecerá un mínimo de 19,70 euros por acción. Para ello, ha convocado una junta extraordinaria, con el objetivo de alargar el plazo de su ampliación de capital y lograr más dinero: necesita más de 3.000 millones extra para abordar la opa.

Atlantia tiene hasta diez días antes de finalizar el periodo de aceptación para mejorar el precio. Cuando lo haga, si Hochtief quiere mejorar su oferta, se irá a sobre cerrado. Es decir, ambos ofertantes presentarán una oferta sin que el otro, ni el mercado, conozcan el precio. El regulador abrirá los sobres y anunciará las ofertas. Sólo Atlantia, por ser quien inició el proceso, podrá mejorar la opa si su oferta no está más de un 2% por debajo de la de ACS.

Será entonces cuando la guerra de opas estará en su punto álgido, y los accionistas tendrán que elegir entre una u otra. Ganará la que supere el 50% de aceptación; la otra no se ejecutará. Si ninguna de las dos lo logra, Abertis se quedará compuesta y sin novio.

La Caixa y Nadal, claves en la opa sobre Abertis

La clave –o una de ellas, la más importante–, es lo que haga la Fundación Bancaria La Caixa, que tiene el 21,55% de Abertis. A priori, Isidro Fainé –y por tanto Salvador Alemany y Francisco Reynés, presidente y consejero delegado de Abertis respectivamente– prefiere Atlantia por su plan industrial, si bien la decisión final dependerá del precio y de las posibilidades de éxito de cada una.

Lo que alegrará a Fainé es que la opa entre, por fin, en la recta final, si a Álvaro Nadal no le da por seguir entorpeciéndola. Su ministerio, a diferencia del de Fomento, no ha dado la autorización ni a Atlantia ni a Hochtief por el bloqueo en la venta de Hispasat a REE, algo que Abertis está intentando resolver. Si lo logra, se acabará el culebrón con Nadal. Si no, dependerá de las ganas del ministro de seguir cabreando al sector empresarial y a Bruselas, que mira de reojo su deriva proteccionista. 

Hemeroteca

Abertis
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad