Áreas certifica la recuperación económica y se despide de los números rojos

stop

La compañía cierra 2014 con unos beneficios de 19 millones gracias a su negocio en Estados Unidos y en España

Pedro Fontana, presidente de Áreas

Barcelona, 03 de febrero de 2015 (13:17 CET)

El consumo en España ha repuntado, aunque levemente, y la economía comienza a dejar atrás aquellos años de crisis y recesión. Y si la gente compra, viaja y se mueve más, Áreas gana. Este conglomerado empresarial --que aúna marcas como La Pausa, Deli&Cia y Caffriccio, entre otras, y franquicias como Starbucks, Burger King, Adidas, Adolfo Domínguez, Subway o Lavazza-- se ha beneficiado este último año de la recuperación económica, despidiéndose de los números rojos de 2013.

La vuelta que ha dado la cuenta de resultados de Áreas ha sido, cuanto menos, considerable. Este grupo ha pasado de unas pérdidas de 19,3 millones de euros, a beneficios de 19,5 millones. ¿Cuál ha sido el secreto? "El 2014 ha sido el primer año que han remontado las ventas en España desde la crisis", ha subrayado su presidente, Pedro Fontana, quien también ha puesto de relieve el crecimiento experimentado en Estados Unidos.

El ADN: Concesiones y restauración

Los ingresos han aumentado hasta los 659,5 millones de euros. Esta cifra, sin embargo, significa un incremento débil del 1,42%. La principal fuente de ingresos de Áreas son los aeropuertos, que representan más de la mitad, seguidos de las autopistas y, por último, las estaciones de tren. El aumento del tráfico de viajeros, por tanto, es lo que ha ayudado a la compañía a remontar el vuelo. Todavía el grueso de Áreas es España --donde las ventas han aumentado en cuatro millones de euros--, mientras que la actividad internacional reporta el 43% de la facturación global. El ADN de este grupo es la restauración/alimentación, que duplica al negocio del retail.

El ebitda de 2014 (beneficios antes de impuestos) se ha situado los 52,6 millones de euros, cerca de un 34% más que el año anterior, pero lejos de los 70 millones que Áreas obtuvo en sus mejores momentos. "El modelo cambió. Aspiramos a que el ebitda continúe creciendo pero costará mucho llegar a este nivel", ha admitido Fontana.

Inversiones que superan los 50 millones

Pese a que la situación mejora a un ritmo pausado, Áreas ha seguido invirtiendo. Sólo así puede extender su red comercial por España, Portugal, Latinoamérica y Estados Unidos, sus principales mercados. Se ha gastado 56,4 millones de euros, de los cuales casi la mitad han ido a parar a Barajas, donde ha realizado un ambicioso despliegue con 47 nuevos locales de 26 marcas diferentes, adjudicadas mediante concurso público.

Otros 25 millones han ido a parar a proyectos norteamericanos, como la puesta en marcha de las áreas de servicios Maryland House y Chesapeake House en la autopista de Maryland. Este año, el grupo también tiene previsto realizar inversiones similares.

Adiós a Marruecos y Argentina

Mientras, en otros destinos, la compañía ha optado por desinvertir y salir antes de que fuera demasiado tarde. Es el caso de Marruecos y Argentina. En Chile, por otro lado, ha culminado su acuerdo con otra compañía, aunque mantiene cierta presencia en el país andino. Áreas también tiene actividad en México y El Caribe. "Ha sido un acierto desinvertir en los mercados que no eran clave", ha señalado su presidente.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad