Axa reestructura su cúpula en España

stop

La aseguradora sitúa al frente de su filial española a una de sus principales ejecutivas en París

Sede de la aseguradora Axa en Madrid

Barcelona, 17 de noviembre de 2016 (19:15 CET)

El grupo asegurador francés Axa ha renovado su cúpula en España y ha nombrado a una de las principales ejecutivas francesa como presidenta de su filial española, según la información publicada en el Registro Mercantil este jueves. El cambio es consecuencia de la reestructuración hecha a nivel mundial en verano, según explicaron desde la compañía.  

La multinacional renovó sus órganos de gobierno el 1 de septiembre pasado. Tras 17 años en el cargo, Henri de Castries dejó la presidencia del grupo, que nombró a Denis Duverne como presidente no ejecutivo y a Thomas Buberl como consejero delegado.  

A pesar de que ninguno de estos tenía cargo en España, la compañía reestructuró también su cúpula en el país, nombrando a Veronique Weill como nueva presidenta. Jean Paul Rignault sigue como consejero delegado de la filial española, cargo que ocupa desde enero de 2013, matizaron fuentes de Axa.  

Simplificación  

Este relevo vino como consecuencia de un cambio organizativo reciente. Axa España dependía hasta ahora de una estructura intermedia de la compañía, una especie de delegación para los países del área mediterránea y Latinoamérica. Con la renovación en la cúpula, la aseguradora simplificó esta estructura y España pasó a reportar directamente a París.  

La persona de la que depende ahora la filial española es Veronique Weill, según fuentes de la compañía consultadas por Economía Digital, y es por ello que se la ha nombrado presidenta. No obstante, aseguran que no es un cargo ejecutivo.  

Un peso pesado  

Veronique Weill es una de las directivas más importantes del grupo. Llegó a Axa hace diez años y actualmente es directora comercial de la multinacional, encargada también del área digital y de marca, y consejera delegada de Axa Global Asset Management, dedicada a la gestión de activos. Antes de llegar a Axa trabajó más de 20 años en JP Morgan.  

La multinacional ganó el año pasado 5.617 millones de euros, un 3% más que en 2014, con unos ingresos de 99.000 millones. En España, cerró 2015 con un volumen de negocio de 2.400 millones, un 7% menos, y un beneficio neto de 95 millones, un 4% más.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad