Cemex no logra zafarse: el Fisco le reclama 455 millones

stop

POLÉMICA

05 de abril de 2014 (13:50 CET)

La Agencia Tributaria ha decidido. Cemex debe pagar 455 millones de euros por incumplir con sus obligaciones fiscales. La decisión pone fin a una crisis abierta en el seno del ministerio de Hacienda, que acabó con la dimisión de varios cargos e inspectores.

Pese a todo, la cementera mexicana piensa recurrir la decisión. La legislación española establece que dichas sanciones pueden ser objeto de recursos o reclamaciones administrativas sin que la compañía tenga que hacer pago alguno hasta que éstos sean finalmente resueltos.

Crisis en el ministerio

La multa se centra en irregularidades cometidas por la filial española del grupo durante los años fiscales 2006 y 2009, según han revelado auditorías sobre las cuentas de la firma. El pasado mes de noviembre Cemex aseguró que cumple "escrupulosamente con todas sus obligaciones legales y tributarias en España" y añadió que no tiene deuda ni sanción alguna con la Administración fiscal.

La investigación fiscal de las cuentas de la filial española de Cemex fue objeto de polémicas en 2013 por informaciones que apuntaban a que una inspectora del ministerio de Hacienda había sido cesada tras rechazar un recurso de la empresa contra una sanción. Entre las dimisiones presentadas, figuraba la del director de inspección, Luis Jones.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad