Ana Botin, presidenta de Banco Santander, entidad que presentará sus resultados del segundo trimestre el martes. EFE
stop

El Santander ofrece prejubilaciones en su ERE a partir de los 55 años con hasta el 70% del salario y enfada a los sindicatos

Nahiara S. Alonso

Economía Digital

Ana Botin, presidenta de Banco Santander, entidad que presentará sus resultados del segundo trimestre el martes. EFE

Madrid, 28 de mayo de 2019 (16:21 CET)

Banco Santander ha lanzado su propuesta para reducir la plantilla en 3.713 empleados: prejubilaciones que van partir de los 55 años con hasta el 70% del sueldo, en función de la edad. Unas condiciones que no han contentado a los sindicatos que aseguran que no apoyarán la propuesta.

En concreto, para los empleados con entre 53 y 54 años y 15 años de antigüedad el Santander ofrece prejubilaciones con el 65% del salario hasta los 63 años, descontando el paro, más convenio especial, o con el 55% más los complementos voluntarios.

En el caso de los mayores de 58 años, la cifra se eleva al 70% del salario hasta los 63 años. No obstante, el plan está supeditado a que los empleados lleven un mínimo de 15 años cotizados en la empresa, según han comunicado los sindicatos tras la reunión mantenida con la empresa, que supone la segunda desde que comenzaron las negociaciones del ERE.

Las medidas del ERE del Santander también incluyen movilidad con primas

 A esta cantidad se le descontaría el paro y contaría con un convenio especial con la Seguridad Social, o con el 65% del salario más el 50% de los complementos.

Por su parte, los empleados mayores de 62 años con una antigüedad superior a 15 años en la entidad percibirían una indemnización de 20 días por año trabajado, con un tope de 12 mensualidades. Por último, los menores de 52 años podrán optar a una indemnización de 33 días por año trabajado con un tope de 18 mensualidades.

Las medidas presentadas por la dirección del banco este martes también incluyen movilidad, para la que se aplicaría el acuerdo en vigor por cierres hasta 75 kilómetros. En el radio de 75 a 100 km se ofrece una prima de 6.000 euros única más el kilometraje durante seis años, mientras que la movilidad entre islas serán 9.000 euros anuales durante doce años.

De su lado, la movilidad de más de 100 y menos de 400 kilómetros será solo para 100 personas durante ocho años que tendrán una prima del 10%-15% del salario anual. El banco y los trabajadores tienen hasta finales de junio para llegar a un acuerdo que evite o reduzca los despidos colectivos. La próxima reunión será el 30 de mayo.

Los sindicatos no apoyan la propuesta

Así, los sindicatos han difundido un comunicado en el que se lamentan del comienzo de las negociaciones. "Mal empezamos", comentan desde UGT. Además, defienden que trabajarán para minimizar el número de puestos de trabajo afectados, por equiparar las condiciones de salida al ERE anterior y por la voluntariedad del proceso.

De hecho, CCOO ha criticado que estos paquetes "hacen muy difícil la adscripción voluntaria y contravienen el espíritu del acuerdo de fusión de la búsqueda de soluciones no traumáticas", por lo que el sindicato asegura que no avalará esta propuesta "bajo ningún concepto". "Con estas condiciones el banco tendrá que despedir a la gente de manera forzosa", lamenta.

Ya tras la primera reunión con la empresa, que se llevó a cabo la semana anterior, los sindicatos anunciaron que presionarían al banco para, como ya consiguieron en el pasado, reducir el número de afectados, así como impulsar una mejora de las condiciones de salida.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad