FCC entierra la mitad de sus pérdidas en cemento y agua

stop

La compañía cierra 2014 con números rojos por valor de 724 millones, casi 800 menos que hace un año gracias al buen comportamiento de Cementos Portland y del área de medio ambiente

Carlos Slim y Esther Koplowitz, principales accionistas de FCC

en Barcelona, 28 de febrero de 2015 (13:08 CET)

FCC sigue en números rojos, pero la salud de la compañía presidida por Esther Koplowitz parece que mejora tras aliviar sus problemas de deuda. Una tarea que llevó al magnate Carlos Slim a situarse como primer accionista. El millonario mexicano se encuentra a una FCC en pérdidas. Registró un resultado negativo de 724,3 millones en 2014. Pero no es tan malo como parece, si se tiene en cuenta que un año antes la compañía cerró un balance con números rojos por valor de 1.506 millones.

Este es el optimismo que quiere transmitir la empresa, que en su comunicado a la CNMV achaca las pérdidas "a las provisiones y deterioros no recurrentes por valor de 781 millones de euros realizados en el tercer trimestre del año y que completan la reestructuración emprendida desde 2013". Este es el lastre. En el otro lado de la balanza estarían el buen comportamiento de las áreas de Servicios Medioambientales y Agua y de Cementos Portland Valderrivas.

Los puntos fuertes

Precisamente, la compañía atribuye a estos dos segmentos de su negocio el crecimiento de su ebitda, que se situó en los 804 millones, un 12% más. La cementera contribuyó de manera notable, el doble que un año antes, gracias a la recuperación del mercado español, principalmente, en el último trimestre del año.

El principal negocio del grupo por facturación fue el área de servicios medioambientales, con unos ingresos de 2.805 millones, el 1,2 % más, mientras que el área de construcción se desplomó un 20%. Este declive de uno de los segmentos clave para el grupo explica la caída de la facturación total, que se quedó en los 6.334 millones, un 6% menos.

Slim mete de número dos a su hombre de confianza

La deuda financiera de FCC se reduce un 16% tras la ampliación de capital efectuada en diciembre que abrió paso a Slim como máximo accionista. Pese a ello, todavía supera los 5.000 millones.

El empresario mexicano contará con uno de sus hombres de confianza como número dos de la compañía. La firma acaba de nombrar a Miguel Martínez Parra como nuevo director general de administración y finanzas. Ocupará la segunda plaza en la cúpula ejecutiva de FCC. Procede de la empresa de infraestructuras mexicana Impulsora del Desarrollo y el Empleo en América Latina S.A, donde también era responsable de la dirección de finanzas. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad