De izquierda a derecha, Pau Relat, José Luis Bonet, Ada Colau, Àngels Chacón, Miquel Valls y Constantí Serrallonga. Dieron explicaciones este viernes de la renovación de Fira y de sus resultados económicos.

Fira Barcelona bate récords y planea ampliar sus instalaciones

stop

Fira Barcelona cerrará este año con una facturación de 210 millones de euros, su récord histórico pese a las tormentas políticas de su cúpula

Josep Maria Casas

Economía Digital

De izquierda a derecha, Pau Relat, José Luis Bonet, Ada Colau, Àngels Chacón, Miquel Valls y Constantí Serrallonga. Dieron explicaciones este viernes de la renovación de Fira y de sus resultados económicos.

Barcelona, 14 de diciembre de 2018 (14:46 CET)

Fira Barcelona bate récords y se plantea una ampliación de sus instalaciones. Superará este año por primer vez en su historia los 200 millones de euros, hasta alcanzar 210 millones, con un crecimiento del 12% respecto los 187 millones de euros registrados el 2017. El ebitda superará este año los 29 millones de euros, un 44% más que en el ejercicio anterior, según subrayó Constantí Serrallonga, director general de la institución ferial.

El consejo general de Fira Barcelona, que preside la alcaldesa Ada Colau, encargó en su reunión de este viernes al renovado consejo de administración que lidera Pau Relat la elaboración de un plan estratégico para abordar proyectos de futuro. Estos proyectos requerirán una ampliación de los actuales recintos de Montjuïc y Gran Vía. No avanzaron sobre que terrenos proyectan tal expansión.

Estos éxitos se han obtenido pese a las tensiones políticas en la cúpula ferial. Por fin, el consejo general acordó este viernes el nombramiento de Pau Relat como nuevo presidente del consejo de administración de la institución ferial.

Pau Relat es consejero delegado de la multinacional Mat Holding y presidente de Femcat, una asociación empresarial bien vista por los soberanistas. Sustituye a José Luis Bonet, presidente de Freixenet que acaba de ser reelegido al frente de la Cámara de Comercio de España. Este último es un acérrimo constitucionalista que defendió la aplicación del artículo 155.

Suspense hasta el último momento

El relevo estuvo marcado por el suspense hasta el último momento. Se ha producido con un año de retraso por el desacuerdo existente entre el Ayuntamiento de Barcelona, la Generalitat y la Cambra de Comerç, que son las tres patas institucionales en las que se sustenta la Fira.

Colau justificó los retrasos en la renovación de la cúpula ferial por la aplicación del artículo 155 por parte del Gobierno de Mariano Rajoy. Destacó de su mandato como presidenta del consejo general el acuerdo con GSMA para garantizar la continuidad del MWC, el congreso mundial de móviles, hasta 2023. Sin embargo, no hizo ninguna referencia a las críticas de la patronal GSMA por los conflictos políticos y ciudadanos con los que se encontró el certamen en las ultimas ediciones.

La consejera de Empresa de la Generalitat, Àngels Chacón, agradeció a Colau que no convocase el consejo general hasta la revocación del 155. Insistió en el “consenso” con el Ayuntamiento y la Cambra, pese a las dificultades para cerrar el acuerdo. Puso a la Fira como ejemplo de la exitosa colaboración de los sectores público y privado.

Bonet sigue como presidente de Alimentaria

Bonet se despidió como presidente de Fira Barcelona después de 14 años con “gran satisfacción”. Destacó que Fira es un “factor clave” para la economía de Barcelona, de Cataluña y de España. Recordó en el 2000 se refundó Fira con el criterio de la colaboración público-privada pero dejando la gestión en manos de los empresarios. Hizo una llamada a la unidad en las cuestiones que afectan al conjunto del país. Sin embargo, Bonet no se retira del todo. Hasta 2020 será presidente del salón Alimentaria.

Relat destacó que asume el cargo con una “enorme responsabilidad”. Destacó la labor de su antecesor por dejar Fira Barcelona en una posición de liderato. Parafraseó a Bonet cuando recordó que Fira es “un proyecto de país”. Conoce la institución por formar parte en los últimos años del consejo general y presidir el salón Iwater.

Pese a las declaraciones de buenas intenciones la tensión no ha desaparecido. El consejo de administración de Fira del pasado 30 de noviembre se suspendió. Diversos consejeros dieron un plantón a Miquel Valls, presidente de la Cambra de Barcelona, el día que debía informarles formalmente que el candidato elegido para sustituir a Bonet era Relat.

Los consejeros de la institución ferial protestaron de esta forma por entender que Valls sucumbió a las injerencias de la Generalitat. Previamente, Colau y Chacón pactaron el nombre de Relat a espaldas de Valls, pese a ser a quién corresponde el formulismo de proponerlo.

Al final, Relat presidirá un consejo renovado. Se han incorporado como nuevos consejeros Mar Alarcón (SocialCar), Kim Faura (Telefónica); Helena Guardans (Sellbytel) y Manel Vallet (Catalonia Hotels). Sustituyen a Núria Basi (Basi), Enric Crous (Cacaolat), Enrique Lacalle y Carles Vilarrubí. Siguen como miembros Luis Conde (Seeliger & Conde), Agustín Cordón Grupo Zeta), Pedro Fontana (Emesa) y Miquel Martí (Moventia).

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad