Ford se adelanta a la feria de Ginebra y presenta el BMax en el congreso de móviles de Barcelona

stop

El fabricante estadounidense da a conocer su nuevo vehíulo y el sistema de conectividad con 'smartphones' Sync, que ya se comercializa en Estados Unidos

El nuevo vehículo BMax de Ford

27 de febrero de 2012 (17:55 CET)

El sello estadounidense Ford ha cambiado temporalmente la prestigiosa feria del motor de Ginebra por la cita mundial de la tecnología móvil de Barcelona, el Mobile World Congress (MWC). El presidente de la compañía, Bill Ford, ha presentado este lunes el nuevo vehículo BMax. Un coche que da un paso adelante en la vinculación de ambas tecnologías, la del mundo del motor y la móvil.

El Bmax tiene como base el sistema de conectividad con smartphones Sync, diseñado por los ingenieros de la casa. Su integración con el vehículo --que se comercializará “pronto”, según el nieto del fundador de la multinacional-- es total. Además, el paquete de prestaciones también se puede adquirir con el resto de portafolio de la compañía.

De hecho, en Estados Unidos ya ha triunfado. Actualmente cuatro millones de vehículos lo tienen incorporado y se han fijado como objetivo conseguir vender en Europa 3,5 millones más.

Seguridad


También mejora la navegación: el GPS de la compañía es cada vez más intuitivo y relacionado con los contactos de la agenda. Por otro lado, Ford da un paso adelante en la seguridad del conductor. En línea con otras iniciativas, como el proyecto Marta en Catalunya, los sensores del vehículo detectan automáticamente a través del cinturón de seguridad cualquier accidente. Entonces envía de forma automática un aviso a los servicios de emergencias de la zona con una novedad, lo hace en el idioma del territorio.

Ahora dispone de un diccionario con nueve lenguas diferentes que se hablan en el viejo continente. Asimismo, si el conductor está consciente puede desactivar la alarma automática con la voz y hablar él mismo con los servicios de emergencia. Y es que en la nueva estrategia de Ford tiene un peso muy importante disponer del máximo control de las aplicaciones de movilidad a través de la voz para que el conductor no tenga que apartar ni la vista del asfalto ni las manos del volante.

Entre otras, Sync permite hacer llamadas, enviar mensajes y acceder a la agenda particular. El cloud computing ha llegado a los vehículos, con la vinculación de la información que se tiene en el ordenador portátil, el smartphone o tablet y el coche. Y aquí se abre una nueva línea de negocio para los diseñadores de aplicaciones móviles con un objetivo final que ha apuntado Ford: aprovechar al máximo el tiempo que se está dentro del vehículo para adelantar trabajo sin perder la atención en la conducción.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad