La antigua editora del diario 'Avui' debe 15 millones a Hacienda

stop

Premsa Catalana SA quebró en 2004 con un pasivo total de 48 millones pero todavía consta una deuda en la Agencia Tributaria

Pintada a favor del diario 'Avui'

en Barcelona, 23 de diciembre de 2015 (17:46 CET)

Premsa Catalana SA, antigua editora del diario Avui, debe 14,68 millones a Hacienda, según la lista de morosos con el fisco hecha pública este miércoles por la Agencia Tributaria. Como pasa con muchas de las empresas de la lista, la editora ya no existe, pero la deuda sigue constando.

Acuciada por los problemas económicos, Premsa Catalana se declaró en quiebra en 2004, con una deuda total de 48 millones de euros. Para salvar el diario, los acreedores adjudicaron la cabecera y la plantilla de 170 personas a Corporació Catalana de Comunicació, cuyo nucleo duro lo formaban los grupos Godó y Planeta, con un 40% de las acciones cada uno, mientras que el 20% restante quedó en manos públicas, a través del Institut Català de Finances (ICF).

Según han explicado fuentes del sector, cuando se constituyó esta nueva empresa, Godó, Planeta y el ICF no asumieron el pasivo, que debía ser liquidado por el Govern. De hecho, para saldar la deuda con la Seguridad Social y Hacienda, el periódico entregó su fondo de arte, que cuenta con obras de artistas como Joan Miró y Antoni Tàpies.

El fondo quedó en custodia de la conselleria de Cultura, lo que podría explicar que la deuda continúe constando en en la Agencia Tributaria. Según fuentes fiscales, es posible que una deuda se salde con activos, pero sigue constando mientras no se ejecutan los bienes.

El primer diario en catalán

El Avui nació en 1976 como el primer diario en catalán después del Franquismo, impulsado por el catalanismo y mimado por Jordi Pujol. Sus problemas económicos se agravaron con el fin de los 23 años de Pujol y terminaron con la quiebra y la venta a Godó y Planeta.

La alianza de los editores de La Vanguardia y de La Razón con el Govern tripartito duró cinco años y en 2009 la empresa fue vendida a Hermes Comunicacions, editora de El Punt, que en agosto de 2011 fusionó ambas cabeceras dando lugar al actual El Punt Avui.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad