“La mayor debilidad del Sabadell es la propia economía española”

stop

Guardiola admite que la exposición al riesgo país del banco catalán es superior a la de sus competidores debido a la apuesta por las empresas

El consejero delegado del Sabadell, Jaume Guardiola

26 de abril de 2012 (10:35 CET)

Banc Sabadell ha sorprendido gratamente a los inversores con los resultados del primer trimestre de 2012. Hasta marzo, la entidad catalana --que espera “ansiosamente” las llaves de la CAM-- ha ganado 80 millones de euros, un 5% menos debido a las dotaciones. Las previsiones eran peores. En los tres primeros meses del año se han reservado 293 millones para cubrir el deterioro de los activos, unos 40 millones menos que hace un año. El saneamiento sigue aunque a un menor ritmo y los márgenes crecen.

A grandes rasgos es un paisaje que satisface al consejero delegado del Sabadell, Jaume Guardiola. Pero el banco tiene debilidades y la exposición al riesgo país es el mayor condicionante para el futuro. La economía española compromete en mayor grado a la entidad que a sus competidores. Guardiola lo ha reconocido como resultado de un “balance equilibrado, que es una ventaja competitiva, pero al mismo tiempo nos convierte en un banco más sensible a la economía española”.

Este entorno ya se mide con algunos indicadores. “La morosidad no sólo se localiza en el sector inmobiliario”. El deterioro es particularmente notable entre las pymes que han disparado la tasa de mora del 5,69% al 6,31%. Sin embargo, la tasa media de mora es 214 puntos básicos menor a la sistémica.

“Si la economía sigue sin reaccionar vamos a tener más morosidad”. Sin embargo, entre las previsiones del Sabadell hay espacio para el optimismo. Durante este año, Guardiola prevé que se alcance el punto de inflexión y que los clientes en problemas empiecen a ser menos.

“Estamos detectando que hay empresas que ya piensan en volver a producir en España” debido a la mejora de la competitividad del mercado laboral. “El país ya no es un lugar tan malo para producir, sobre todo si hay cierto valor añadido”, ha perseverado Guardiola.

En este sostén va a impulsarse la recuperación y el crédito deberá acompañarla. “El Sabadell quiere liderar esos procesos y vincularse a largo plazo con ellos”. La tesis del banco es que España volverá a crecer el 2013. Probablemente, el hecho de que el Sabadell continúe dispuesto a invertir en deuda española es una pista del optimismo del banco sobre la evolución de la situación.

Más provisiones

La macroeconomía será el reto del Sabadell para los próximos meses. Pero no será el único. Hay que cumplir con el decretazo del ministro Luis de Guindos. Los requerimientos de capital extraordinarios fijados por el Gobierno están muy avanzados aunque el saneamiento adicional empezará el próximo trimestre, aunque el banco no incurrirá en pérdidas.

“Estamos preparados para gestionar nuestros activos con nuestras propias capacidades y a la larga será un negocio”, justifica la mano derecha del presidente, Josep Oliu.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad