Los fabricantes de automóviles le leen la cartilla a Rajoy

stop

Exigen al Gobierno un cambio en la regulación sobre la longitud de los trenes y camiones además de una tarifa especial en los puertos que les permitiría ahorrar 500 millones cada año

Presentación de uno de los nuevos modelos de Ford

06 de junio de 2012 (17:57 CET)

La Asociación de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac) y Ford se han unido para exigir a Mariano Rajoy un impulso inmediato a un sector que se ha convertido en una de las principales víctimas de la caída del consumo y la inestabilidad económica del país. “Desde hace diez años hemos expuesto la necesidad de cambiar las normativas para reducir los costes”, ha asegurado el vicepresidente de Anfac, Mario Armero, quien ha insistido en que a lo largo de este tiempo “se podría haber avanzado un poco más”.

Entre las medidas que subraya el colectivo se encuentran tres elementos, para ellos básicos, y que permitirían reducir en 500 millones los costes en logística que asumen los fabricantes y que se sitúan en 3.500 millones anuales. “Trenes más largos, camiones más largos y que se nos aplique la tarifa de puertos que permite transportar vehículos de más de 1.500 kilos de peso” significaría un ahorro de un 10% y “un paso tremendo para nosotros”, asegura el presidente de Ford España, José Manuel Machado.

Estos elementos que sólo consistirían en un cambio de regulación no suponen elevados costes para el Gobierno ni una inversión destacable, según apunta la organización. Aún así y después de una década, los fabricantes españoles siguen estando en peores condiciones que el resto de Europa.

Exportación a nuevos mercados

Con un volumen de negocio próximo a los 40.000 millones en 2011, España es el “segundo país fabricante de Europa” y por ello las firmas automovilísticas se quejan de la “fuerte caída” del mercado interior “con no llega a 750.000 unidades este año” situándose en niveles de hace dos décadas.

Para superar esta situación “hay que volcarse más en el mercado exterior fuera de la órbita Europea”, tal y como ha señalado Armero. El objetivo es apostar por la industria del automóvil y convertirla “en el sector de los sectores y explosionarnos hacia otros países”, una iniciativa que ya están poniendo en marcha algunos grupos como Ford, tal y como ha explicado Machado.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad