Rodamco desvía 50 millones con la reestructuración empresarial

stop

La compañía se convierte en una sociedad cotizada de inversión inmobiliaria, una socimi

20 de diciembre de 2013 (20:11 CET)

Unibail Rodamco ha desviado 50 millones de euros con motivo de su restructuración empresarial. Desde diciembre, la compañía se ha convertido en una sociedad anónima cotizada de inversión de bienes inmuebles, una socimi. El equivalente español a un Reit.

Este nuevo vehículo de inversión tiene por objetivo la adquisición, gestión y reforma de bienes inmuebles con la mirada puesta en el alquiler. Es decir, busca rentabilizar parques de viviendas para arrendarlas a terceros. Además, tienen la obligación de distribuir la mayor parte de los beneficios en forma de dividendos.

Atraer inversión

La operación ha consistido en reducir los 50 millones de euros del capital de Unibail Rodamco Inversiones para traspasar el patrimonio a una sociedad denominada Studios Bennin City. El cambio de denominación y objeto social ha sido el principal motivo, tal y como reconocen fuentes de la mayor compañía de inversión inmobiliaria de Europa.

El director general de Unibail Rodamco España, Simon Orchard, explica que el cambio societario “es un paso adelante para lograra que el mercado inmobiliario en el país resulte más atractivo y competitivo tanto para inversores extranjeros como locales”.

Cotización

Tras el intento fallido del Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero por implantar las socimi en España, el Ejecutivo de Mariano Rajoy ha flexibilizado las condiciones para que la transformación sea más atractiva.

Por ello, a partir de este año pueden cotizar no sólo en bolsa sino también en otros sistemas como el mercado Alternativo Bursátil (MAB). Con esta nueva socimi ya son tres las que operan en España desde su aterrizaje oficial en septiembre.

En el último año, Unibail Rodamco ha invertido cerca de 88 millones en sus bienes inmuebles entre los que destaca los centros comerciales Splau, Glories y La Maquinista en Barcelona o los de La Vaguada y Parquesur, en Madrid.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad